López Obrador admite que la inseguridad sigue siendo un asunto "pendiente" en México

Andrés Manuel López Obrador
Andrés Manuel López Obrador. (Foto: AFP)

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, ha reconocido que la inseguridad sigue siendo una cuestión "pendiente" pese a la entrada en funcionamiento de la Guardia Nacional, la principal apuesta del mandatario para atajar la delincuencia.

"Tenemos como pendiente resolver el grave problema de la inseguridad y de la violencia. Ahí no podemos decir que se ha avanzado, ahí desgraciadamente prevalecen las mismas condiciones que heredamos de los gobiernos anteriores en cuanto a inseguridad y la violencia", ha afirmado durante una ceremonia formal de juramentación de 10.000 miembros del nuevo cuerpo policial.

López Obrador ha subrayado que no se han atacado las causas de origen de esta inseguridad y por ello ha destacado que la actuación de los miembros de la Guarida Nacional es "fundamental" para lograr la Cuarta Transformación que defiende. Para ello les ha prometido buenos sueldos y prestaciones.

Así, ha reprochado que hasta ahora solo se haya utilizado a las fuerzas armadas para operativos contra el narcotráfico y se abandonara la seguridad de los ciudadanos, "además fingiendo, simulando". "Ni siquiera en ese sentido hubo responsabilidad y profesionalismo", ha remachado.

Finalmente, López Obrador ha subrayado que su preocupación central es garantizar la seguridad pública con pleno respeto a los derechos humanos.

En la ceremonia han estado presentes el Gobierno en pleno, la jerarquía militar, representantes de los poderes Judicial y Legislativo y gobernadores regionales.

Lo último en Internacional