Trucos

Cómo hacer que pinte un boli seco

hacer que pinte un boli seco
Un boli que no pinta puede volver a hacerlo con varios truquitos

Lo más habitual que solemos hacer cuando un bolígrafo no pinta es tirarlo a la basura. Es lo más lógico a priori cuando se queda seco, pero lo cierto es que hay pequeños gestos que te pueden ayudar. ¿Quieres saber cómo hacer que pinte un boli seco? Sigue leyendo y toma nota de algunos trucos para conseguirlo.

Trucos para hacer que pinte un boli seco:

  1. Garabatos: coge una hoja de papel y haz garabatos con fuerza, la fricción y el calor que vas a generar puede ser de gran ayuda para que el bolígrafo pinte nuevamente. Es recomendable hacerlo sobre una superficie que no sea totalmente rígida, como una mesa, si no por ejemplo un libro o varios folios.
  2. Recambio: muchas veces un boli no pinta y la solución es tan simple como sacar el recambio y volver a colocarlo. Si se ha movido mucho o si se ha caído, es probable que se haya desplazado el muelle, el depósito o el propio recambio.
  3. Agítalo: agarra el bolígrafo con fuerza como si fuera un termómetro, desde el extremo, y agita con fuerza. Esto hará que las burbujas de aire que hay en el depósito desaparezcan y el bolígrafo vuelva a funcionar de forma correcta.
  4. Frota: un truco muy eficaz para hacer que pinte un boli seco es frotar la punta con una lima, de esas de las uñas. Hazlo de manera suave, ya que si lo haces con demasiada intensidad desgastarás la punta. También te sirve frotar la punta contra una superficie de goma, no importa lo que sea.
  5. Alambre: otro buen remedio es empapar un alambre en quitaesmalte y meterlo en el depósito de la tinta hasta llegar a la que está seca. Recuperará su estado líquido inmediatamente y el boli volverá a pintar eficazmente.
  6. Soplar: quita el depósito de la tinta y sopla por el extremo contrario al de la punta que escribe. Esto desplazará la tinta hacia la punta y aprovecharás hasta la última gota.
  7. Alcohol: un truco efectivo es quitar el depósito de la tinta y meterlo en alcohol durante unos minutos. Conseguirás que la tinta vuelva a fluir nuevamente con eficacia.
  8. Mechero: utiliza un mechero para calentar la punta un par de segundos, pero ten cuidado porque si la quemas no volverá a escribir nunca más.

¿Conoces algún otro truco para hacer que pinte un boli seco?

Lo último en How To