Los socios de Sánchez piden despenalizar las injurias a la Corona y los ultrajes a España en plena pandemia

rey coronavirus
El Rey Felipe VI.

Los socios de Sánchez piden despenalizar las injurias a la Corona y los ultrajes a España en plena pandemia de coronavirus. Lo han hecho ERC y EH Bildu, dos de los apoyos estrella del Gobierno. Y dos de los que, con más de 11.000 muertes y España paralizada por la pandemia y el estado de alarma, han decidido no cesar en su agenda destructiva de las instituciones.

La proposición de ley ha sido ya inscrita en el Senado para que comience su curso pese a que las Cámaras españolas están semi bloqueadas por decisión directa del mismo Gobierno al que esos dos socios apoyan.

La proposición de ley señala claramente que persigue “modificar la Ley Orgánica 10/1995, de 23 de noviembre, del Código Penal, para despenalizar las injurias a la Corona y los ultrajes a España” y que se presenta por “el Grupo Parlamentario Esquerra Republicana-Euskal Herria Bildu”.

Según su argumentario, “la libertad de expresión es el derecho fundamental de toda persona a expresar ideas libremente, y por tanto, sin censura. Una democracia avanzada y moderna debe asegurar a la ciudadanía su pleno derecho de la libertad de expresión y tomar como ejemplo otros países de larga tradición democrática, como los Estados Unidos de América, en el que su derecho constitucional considera que la quema y otros actos de sacralización de la bandera norteamericana están protegidos, en tanto que se consideran muestras de libertad de expresión”.

Bajo ese argumento, los separatistas y los proetarras destacan que “el Estado español debe superar estas censuras que tipifican como delitos la quema de banderas o la injuria a la Corona desde un concepto de sacralización de la imagen del rey y de su familia. No en vano, en los últimos años ha habido varios ejemplos en que se ha perseguido a personas, artistas o revistas satíricas por hacer uso de su libertad de expresión en tal sentido” y señalan como ejemplos de esa libertad de expresión, por ejemplo, “la persecución en 2012 del rapero mallorquín Valtònyc por sus referencias en alguno de sus versos a la Monarquía”.

Entre las letras de Valtònyc que estos partidos han defendido tradicionalmente como libertad de expresión figuran frases como las siguientes: “Un pistoletazo en la frente de tu jefe está justificado o siempre queda esperar que les secuestre algún GRAPO”; “tu bandera española está más bonita en llamas, igual que un puto patrol de la Guardia Civil cuando estalla”; “a ver si ETA pone una bomba y estalla”; «o que explote un bus del PP con nitroglicerina cargada”; “el Rey tiene una cita en la plaza del pueblo, una soga al cuello y que le caiga el peso de la ley”; «que tengan miedo como un guardia civil en Euskadi”; o “quiero transmitir a los españoles un mensaje de esperanza, ETA es una gran nación».

Por ellos los dos grupos en el Senado afirma que “todas estas actuaciones, más allá de las consideraciones éticas, morales o políticas que tenga cada cual, no debieran figurar en el Código Penal español, siguiendo el criterio fijado por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, pues deberían ser consideradas como muestras de la libertad de expresión”.
Y, de ese modo, plantean la “modificación de la Ley Orgánica 10/1995, de 23 de noviembre, del Código Penal” de la siguiente manera: “Se suprime el apartado 3 del artículo 490 y los artículos 491 y 543. Quedan derogadas todas las disposiciones de igual o inferior rango que se opongan a lo establecido en la presente Ley Orgánica”.

Lo último en España

Últimas noticias