EL ESCÁNDALO DE LA SECUESTRADORA PODEMITA

La Junta de Andalucía del PSOE encubrió que el hijo de la asesora de Podemos no estaba escolarizado

La Junta de Andalucía gobernada por el PSOE encubrió que el hijo de María Sevilla, asesora de Podemos, al que secuestró para alejarlo de su padre, no estaba escolarizado. Los informes de faltas a los que ha tenido acceso OKDIARIO muestran cómo el chico no acudía a clase y la ausencia era justificada por uno de los profesores del centro público radicado en Jaén, ciudad a la que se trasladó Sevilla utilizando su "relación profesional" con Podemos para eludir a la Justicia.

La asesora de Podemos en materia de protección a la infancia no sólo contó con la ayuda del partido de Pablo Iglesias para saltarse las medidas de custodia impuestas por el juez, separando a su hijo del padre. También recibió ayuda de la Junta de Andalucía socialista de Susana Díaz, tal y como acreditan los documentos a los que ha tenido acceso OKDIARIO y que están judicializados. En ellos se puede apreciar la connivencia de los responsables del colegio público donde había trasladado el expediente educativo de su hijo la asesora podemita. Gracias a esta ayuda, Sevilla pudo prolongar su estancia en la ciudad andaluza impidiendo que el padre tuviera acceso al niño de 11 años.

Ni el centro público, ni la inspección de Educación ni la Consejería del ramo movieron un dedo ante un claro caso de falta de escolarización de un menor, algo que jamás debería suceder en un país como España.

El final de la historia es ya bien conocido. La podemita acabó detenida tras secuestrar a su hijo de 11 años, reteniendo a una segunda hija de seis años de otra pareja en una casa en ruinas, y manteniendo encerrados a ambos sin escolarización ni control sanitario en esa misma casa, en medio del campo y en un recinto totalmente cerrado y vallado para que nadie pudiera encontrarlos.

María Sevilla, la asesora de Podemos en materia de protección de la infancia, acusó falsamente al padre de abuso sexual para apartarle inicialmente del hijo. Y, tras rechazar la Justicia esa falsa denuncia, ella pasó a escudarse en un convenio profesional con Podemos en Andalucía para esquivar las exigencias de custodia fijadas judicialmente, provocando el desarraigo del niño.

Su padre vivía en la Comunidad de Madrid y, por lo tanto, marchándose ella a Andalucía con el hijo, las exigencias judiciales que le obligaban a permitir la relación entre el hijo y el padre se convertían en imposibles.

El contrato “profesional” que le permitió irse se lo firmó y proporcionó podemos unas semanas antes de abandonar Madrid. La fichaba oficialmente como asesora. Y la escolarización se la dio un colegio en Jaén. Pero muy pronto, Sevilla dejó claro que no tenía un gran interés en llevar a su hijo al centro escolar. Tan poco interés que -como revela el documento que hoy publica OKDIARIO- las ausencias empezaron a ser constantes hasta el punto de que las alertas de este colegio público debieron haber saltado ante la evidencia de una ausencia de la obligatoria escolarización del menor.

La Junta de Andalucía del PSOE encubrió que el hijo de la asesora de Podemos no estaba escolarizado

Pero esas alertas nunca sonaron. Y no lo hicieron porque, como se puede ver en los documentos, todas las ausencias del niño fueron “justificadas” por los “profesores” del colegio público. De hecho, ni una sola de las ausencias figura como “no justificada”. Y ello pese a que las ausencias fueron constantes.

El colegio depende de la Consejería de Educación y, por lo tanto, de la Junta de Andalucía en manos socialistas. Y todo ello ocurría en un momento en el que el partido de Pablo Iglesias -que contaba con María Sevilla como asesora estrella en materia de protección de menores- coqueteaba con el PSOE nacional. Y en un momento en el que, además, era el propio PSOE el que contó con María Sevilla en su apuesta por la Ley de Violencia de Género.

El PSOE también contó con Sevilla

Sevilla, como informó OKDIARIO, también asesoró a Podemos en políticas contra los abusos a menores y la violencia en el ámbito familiar, desde su cargo como presidenta de la asociación Infancia Libre. Y también el PSOE escuchó sus demandas y las asumió como propias, apoyándolas a través de una Proposición No de Ley de Podemos en la Asamblea de Madrid, en 2017.

Carla Antonelli, diputada socialista en la Asamblea, se fotografió con Sevilla -en la imagen, también con Isa Serra, diputada de Podemos- para mostrar la adhesión de su partido a las reivindicaciones de la asociación.
La asociación también se hizo eco, a través de las redes sociales, de las reclamaciones del PSOE en este ámbito, dando difusión a sus mensajes y mostrando la alianza que mantenían.

La Junta de Andalucía del PSOE encubrió que el hijo de la asesora de Podemos no estaba escolarizado

Durante el debate de la iniciativa en la Asamblea de Madrid, Serra -ahora candidata de Podemos a la Comunidad de Madrid-llegó a relacionar los abusos sexuales infantiles con la ideología del PP, al asegurar que ésta “se basa en poner la defensa de la institución familiar por encima de los derechos de las personas, en este caso de los derechos de la infancia”. La proposición salió adelante con los votos de Podemos y PSOE-M, la abstención de Ciudadanos y el voto en contra del PP. El resultado final fue que, gracias al convenio firmado con Podemos, y al encubrimiento del PSOE en Andalucía, María Sevilla pudo separar al niño de su padre.

Lo último en España