Coronavirus

La Guardia Urbana de Barcelona culpa a Colau de los 170 casos en el cuerpo municipal

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, junto miembros de la Guardia Urbana.
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, junto miembros de la Guardia Urbana.

La noche de este jueves confirmó un positivo más en la Guardia Urbana de Barcelona, que acumula unos 170 agentes con coronavirus. Desde los sindicatos policiales de la Ciudad Condal señalan directamente a Ada Colau, alcaldesa de Barcelona, como la culpable de la rápida propagación del virus en el cuerpo policial por su «mala gestión».

«El distrito de Sarria se verá afectado, sin policía»

Este último positivo ha obligado a aislar a todas aquellas personas que hayan estado en contacto con el infectado por coronavirus, con lo que la comisaría que se ve afectada es la de Sarria (UT5), ya que el aislamiento alcanza a absolutamente toda la plantilla.

«Han de desinfectar toda la comisaría. El distrito de Sarria se verá afectado, sin policía. Suponemos que el patrullaje lo reforzarán de otras comisarías, pero ahora nos falta más información», explica a OKDIARIO Eugenio Zambrano, portavoz de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) en la Guardia Urbana de Barcelona.

«Lamentablemente la Administración de Colau está gestionando mal esta situación»

«Lamentablemente la Administración de Colau está gestionando mal esta situación», continúa el portavoz sindical, que recuerda que desde CSIF llevan «semanas» advirtiendo de que «se debe racionalizar la plantilla, hacer retenes, creando grupos de 7 por 14, para así tener un contingente en reserva». «Pero no nos hace caso», continúa Zambrano, que cree que «estamos al inicio de una crisis larga, en la que se ha de tener previsión», por lo que, «si no atienden a estos razonamientos, el servicio de seguridad se verá colapsado, con lo que eso implica», concluyen desde CSIF.

Y es que son ya 170 los policías de la Guardia Urbana de Barcelona los contagiados por el coronavirus, que ya ha provocado, con la inestimable ayuda de Ada Colau, el cierre de una comisaría en el barrio de Sarria.

De hecho, debido a la actuación del consistorio barcelonés ante el coronavirus, CSIF ha denunciado ante Inspección de Trabajo al Ayuntamiento de Barcelona de Ada Colau por la falta de medidas preventivas suficientes y la falta de plan de contención acorde al colectivo de la Guardia Urbana. Según el escrito, el Ayuntamiento no cumple «con el deber de velar por la seguridad y salud de sus empleados y claramente no los protege» y reclama que hay pocas medidas preventivas y pocos materiales de autoprotección.

Lo último en España

Últimas noticias