Respuesta a Feijóo

El Gobierno se ríe de los españoles: dice que no baja impuestos para que no compren más

impuestos
Pedro Sánchez, presidente del Gobierno.

El Gobierno da portazo a la ambiciosa propuesta de Alberto Núñez Feijóo para bajar los impuestos y aliviar los efectos de la inflación a las familias españolas. Un día después de que Pedro Sánchez rechazase su paquete de medidas, en su reunión en La Moncloa, varios miembros del Ejecutivo han salido a corroborar esa negativa. La vicepresidenta económica Nadia Calviño ha alegado que una bajada de impuestos como la que pide el Partido Popular «no es la medida a adoptar en estos momentos» en los que «no hay que estimular la demanda» porque «el problema es de oferta».

En una entrevista en la radio autonómica de Baleares, IB3, Calviño ha insistido en que estamos ante un «shock geopolítico que va más allá de lo energético pero sobre todo afecta a materias primas y energía» y esto, ha destacado, provoca disfunciones en las cadenas de suministro. «Tenemos un problema de oferta internacional, es como una tormenta perfecta que se está produciendo y estamos al principio de un proceso», ha respondido. Según Calviño, las medidas de bajadas de impuestos para que la demanda siga adelante generarían aún mayor inflación. «Bajar impuestos es para estimular la demanda y el problema que tenemos es de oferta. Esa no es la medida que tenemos que adoptar en este momento. En el plan de choque ya hay bajadas de impuestos pero selectivas», ha insistido.

Por su parte, la ministra de Hacienda María Jesús Montero ha descartado también la posibilidad de deflactar la tarifa del IRPF ante el repunte de precios o tocar el IVA de los productos. Montero ha argumentado que la inflación tiene una causa «muy clara», la subida de los precios de la energía y el gas. Precisamente dos cuestiones sobre las que Feijóo plantea una rebaja de impuestos.

7.500 millones más

El líder del PP ofreció este jueves a Sánchez una trabajada batería de propuestas fiscales. Entre ellas, como adelantó OKDIARIO, una rebaja del IRPF que sería retroactiva desde enero y que facilitaría una inyección de liquidez a las familias para afrontar la inflación.

«El Gobierno no puede seguir recaudando más y no hacer un esfuerzo con las rentas medias y bajas», aseveró el presidente popular tras su reunión, de tres horas, con el socialista.

Se trataría, según los cálculos del PP, de una inyección de entre 3.500 y 3.800 millones de euros, cuando la recaudación de Hacienda los dos primeros meses de este año ha sido 7.500 millones de euros más que el año pasado.

Además, el jefe de la oposición propuso a Sánchez agilizar las devoluciones para que los españoles puedan hacer frente a la inflación y reducir el IVA de la luz, del 10% al 4%, y del gas, del 21% al 4%. «El Gobierno se equivoca al sostener que la economía afronta este momento con fortaleza. La economía es muy débil», advirtió.

El plan del PP también incluye una rebaja de impuestos a los combustibles para aliviar la crisis energética. El ahorro  llegaría a los 23 euros en el depósito de gasolina y 26 en diésel, según sus cálculos. Este plan incluye la suspensión de los impuestos especiales a los hidrocarburos y la aplicación de un IVA reducido mientras persista la actual situación.

Según fuentes populares, Sánchez apenas dedicó diez minutos a la oferta fiscal de Feijóo. El presidente socialista descartó de plano su aplicación y se limitó a defender su plan contra la crisis, que no será apoyado por el PP al no recoger su rebaja de impuestos.

Feijóo se ha lamentado también este viernes de la negativa del socialista. «¿Qué va a hacer con los miles y miles de millones de euros que ha recaudado de más como consecuencia del incremento de los precios? ¿Qué le decimos a las rentas bajas y medias? ¿Qué no vamos a hacer ningún esfuerzo y no le vamos a devolver parte del dinero que nos han entregado como consecuencia del incremento de los precios?», se ha preguntado, en una entrevista en la Cadena Ser.

Feijóo ha lamentado que no hayan podido dar «un mensaje positivo» a las familias españolas tras el «no contundente» de Pedro Sánchez diciéndole que la rebaja de impuestos que pide el PP no la «va a hacer».

Pese al rechazo, el líder del PP piensa remitir sus medidas al Gobierno. «Todo ese dinero que está recaudando el Gobierno tiene que facilitar la vida de las rentas medias y las rentas bajas porque con un 10% más caro, ése es el impuesto más injusto de la economía», ha abundado el también presidente de la Xunta.

Lo último en España

Últimas noticias