Borrasca Filomena

Sánchez usa a la UME para hacerse la foto aunque ni pensó en ella para la emergencia de la nevada

Cuatro días después de que la borrasca Filomena comenzase a azotar el centro del país con intensas nevadas, Pedro Sánchez ha visitado este martes al primer batallón de la Unidad Militar de Emergencias (UME), con base en Torrejón de Ardoz (Madrid).

El socialista ha agradecido el trabajo de la unidad y ha señalado que «saldremos adelante porque la sociedad española no se rinde ante las adversidades».

Sánchez, que ahora posa con la UME, ni siquiera pensó en ella para responder a la borrasca. Como revela OKDIARIO, fue la llamada de socorro de la Comunidad de Madrid, el viernes a las 22.00 horas, la que propició la activación de la unidad militar. El jefe del Ejecutivo ni lo había barajado hasta entonces, aunque desde el Ministerio de Defensa siempre se propuso, la utilización de este cuerpo de emergencias.

«Todo el sistema nacional de protección civil está dando una respuesta eficaz y equitativa, por ello quiero trasladar el orgullo y la gratitud por el servicio prestado a la ciudadanía española», ha presumido sin embargo este martes, con Madrid aún colapsado por el temporal.

Desde que se inició la borrasca de nieve, que ha provocado estragos especialmente en la Comunidad de Madrid, Pedro Sánchez ha mantenido un perfil bajo en la gestión de la crisis.

El socialista estuvo desaparecido en las primeras 36 horas, mientras la nevada arreciaba en la capital. El domingo, cuando ya había dejado de nevar, apareció subido en un todoterreno 4×4 para presidir, en el Ministerio del Interior, la reunión del Comité Estatal de Coordinación y Dirección del sistema nacional de Protección Civil (CECOD), acompañado de los ministros de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana José Luis Ábalos y de Interior, Fernando Grande-Marlaska. Moncloa distribuyó afanosamente las imágenes del momento, con el evidente propósito de trasladar el mensaje de que el presidente se movilizaba, tras las críticas de la oposición.

Este lunes, el socialista se refugió de nuevo en Moncloa, desde donde participó de nuevo en la reunión del Comité de Protección Civil, aunque de forma telemática. Estuvo acompañado, en este caso, por su director de gabinete, Iván Redondo, y por el director del departamento de Seguridad Nacional, Miguel Ángel Ballesteros. Por la tarde, presidió una reunión del Comité de Seguimiento del coronavirus, también desde las instalaciones de La Moncloa.

Sánchez ha repetido un esquema calcado al de la gestión del coronavirus, delegando sus responsabilidades en las comunidades autónomas, a través de lo que llama «cogobernanza». Desde Moncloa se comentó que la táctica es ofrecer «la máxima coordinación entre administraciones como herramienta fundamental para ofrecer una respuesta a los efectos de la borrasca».

Desde que se inició la crisis por Filomena, el presidente ni siquiera ha conocido de primera mano los efectos de la borrasca. Una actitud que contrasta con la del líder de la oposición, Pablo Casado, o el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, pero también con las críticas del propio Sánchez quien, en su día (2015), reprochó a Rajoy que no pisase «el barro» acudiendo a las zonas afectadas por la crecida del Ebro

No pensó en la UME

Como también publicó este periódico, los militares -que se han demostrado fundamentales para responder a los distintos frentes abiertos de Sánchez, como la pandemia del coronavirus- se quejan de que la activación no ha sido completa -en torno al 20%-y que se podría «haber hecho más».

Creen que la orden de despliegue por parte del Gobierno llegó tarde y explican que el Ejecutivo actuó «más de forma reactiva que proactiva» en la activación de la unidad.

«Sobra» Defensa

El socialista presume ahora de la UME -a la que ha felicitado también a través de sus redes sociales por el trabajo en Filomena- cuando, años atrás, alegaba que «sobraba» presupuesto de Defensa.

En 2014, el entonces candidato socialista y líder de la oposición, respondía así en una entrevista en El Mundo. «¿Qué Ministerio sobra y qué presupuesto falta?», fue la pregunta. «Falta más presupuesto contra la pobreza, la violencia de género… Y sobra el Ministerio de Defensa», respondió textualmente.

Desde el PSOE matizaron las palabras del socialista, afirmando que, a lo que se refería, era a destinar menos presupuesto al departamento y más a partidas sociales. Aunque el malestar en el Ejército fue evidente.

En las últimas horas, Sánchez ha vuelto a Twitter para agradecer, en este caso, el trabajo de los ciudadanos que, ante el caos en la gestión, se han visto obligados a limpiar ellos mismos las calles y ayudar a los afectados.

Lo último en España

Últimas noticias