López divide a los críticos: de «apuesta por la reconciliación» a «candidato del Pleistoceno»

Patxi-Lopez-PSOE
Patxi López. (Foto: Enrique Falcón)

Era un secreto a voces. Aunque nadie esperaba que fuese resuelto tan pronto, apenas dos horas después de que el Comité Federal de este sábado se diese por concluido.

La aspiración de Patxi López a liderar el PSOE- que se hará oficial en un acto, este domingo- ha sido recibida con diversidad de opiniones entre el sector contrario con la Gestora, y no necesariamente afin a Pedro Sánchez.

Los denominados ‘críticos’ son una amalgama diversa que engloba a aquellos descontentos con la actual dirección por varias razones: por forzar la marcha de Sánchez, por abstenerse ante Mariano Rajoy o por su resistencia a convocar cuanto antes el congreso del que habrá de salir el nuevo líder socialista. Pero que simpatizan o no con el exsecretario general. O que, aún empatizando con él, no creen que sea el mejor candidato para dirigir el socialismo.

Entre este sector, la opción de López genera opiniones encontradas: desde los que consideran que el exlehendakari es "una apuesta segura y por la reconciliación" o los que ven en él un "candidato del pasado". "Del Pleistoceno", resume gráficamente un dirigente autonómico. Otros le colocan ya como aspirante a medida para dividir al bloque crítico y favorecer las aspiraciones de Susana Díaz.

Quienes apuestan por el diputado vasco destacan su perfil de consenso y sus dotes para el liderazgo. Como ejemplo sirven algunas de las intervenciones de López en la pasada campaña, cuando logró levantar a los socialistas con mítines apasionados, eclipsando al mismo Sánchez.

Su opción levanta recelos en los que advierten de que el socialista está ya "amortizado" por su etapa en el País Vasco, donde el partido sacó algunos de sus mejores, pero también peores resultados electorales.

Se reunió con Mendia este viernes

El expresidente del Congreso lleva tiempo sondeando sus opciones para medirse a otros adversarios. En las últimas semanas ha escuchado las opiniones de distintos barones autonómicos. Entre ellos, la vasca, Idoia Mendia, en su día muy próxima a Sánchez y quien, como César Luena, apuesta ahora al cien por cien por López como candidato de futuro. Según ha podido saber OKDIARIO, se reunieron este mismo viernes en Bilbao.

Como informó este periódico, el diputado vasco se citó también hace unos días en Madrid con el presidente de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, para dar un paso adelante. Según esta operación, López intentaría arrastrar la simpatía y el voto de los críticos, entre ellos, también, los ‘pedristas’ desanimados por la actitud del exlíder del PSOE, para, finalmente, acabar integrado en una Ejecutiva de consenso con el sector oficialista. 

Un viejo plan de Hernando y López

En medios internos la candidatura se daba por hecha desde hace tiempo. López, coinciden varias fuentes, siempre ha tenido la aspiración de ostentar un mayor poder en el PSOE  y  él mismo se ha encargado de alimentar internamente esa posibilidad.

Varios dirigentes recuerdan, por ejemplo, que cuando Pérez Rubalcaba “empezó a tener problemas”, quienes en su momento formaron parte del círculo más íntimo del secretario general, Antonio Hernando y Óscar López, ya intentaron promover la candidatura entonces líder de los socialistas vascos. "Aunque luego abandonaron”, puntualizan.

En 2013, el exlehendakari ya sugirió estar dispuesto a dar el paso a la primera línea del PSOE nacional con un enigmático “yo nunca me suelo poner de perfil cuando hay cuestiones de este tipo”, en referencia a las primarias que su partido celebró un año después. La opción volvió a tomar cierta fuerza para reemplazar a Sánchez ante la amenaza de sorpasso del 26-J, momento en el que muchos vieron la ocasión de apuntillar al secretario general.

En el plan de López han resultado determinantes los sectores ‘rubalcabistas’ y en especial, la vieja guardia en torno a Rodolfo Ares, consejero de Interior durante el mandato de López.

Desconcierto entre los ‘pedristas’

Entre los próximos a Sánchez, la candidatura ha sido recibida con amplios recelos.  Los ‘pedristas’ confían en que López no logre canalizar a la militancia crítica que ven "intransferible", aunque no ocultan ya que la actitud del exlíder del PSOE, y sus dudas a dar el paso, alimentan la posibilidad de que, finalmente, no se presente.

En duda está cómo puede afectar la decisión de López de anunciar ya su candidatura. Sin duda, nadie esperaba que él fuese el primero en comunicarlo, un trance difícil que, hasta ahora, todos han tratado de esquivar.

 

Lo último en España

Últimas noticias