'Kagando Oxsitas' es el grupo que formó Lanza tras dejar tetrapléjico a un policía

El asesino Lanza montó un grupo punk en la cárcel para cantar: "Me la suda, no me rendiré"

'Kagando Oxsitas' es el grupo que formó Rodrigo Lanza tras dejar tetrapléjico a un policía

‘Kagando Oxtias’, así se llamaba el grupo que formó Rodrigo Lanza a mediados de 2006 durante su estancia en la cárcel de la Trinitat por haber dejado tetrapléjico a un policía aquel año al lanzarle una pedrada."Sueños de libertad"es uno de las temas que compusieron en prisión este grupo formado por Lanza y dos personas más.

"Pero me la suda, yo no me rendiré. Porque sé muy bien, que pronto volveré. De nuevo mis botas el asfalto pisarán. Otras vez mis cadenas por las calles sonarán", señala el estribillo de esta canción.

El vídeo de esta canción se rodó en la cárcel, en el que aparecen también algunos presidiarios. ‘Rikart’ y ‘Alexis’ son los otros dos miembros de este trío junto a Rodrigo Lanza, que aparecen tocando sus instrumentos dibujados por monigotes.

La canción arremete también contra los funcionarios de la prisión: "Viviendo en una celda en la absoluta insumisión. Cambiaron tu libertad por una vida peor. Intentan convencerte de que todo irá a mejor, de que tienes un problema y ellos son la solución".

"Kagando Oxtias fue una mirilla de libertad para mí"

"Para mi Kagando Ostias fue una experiencia, lo respeto mogollón, no porque tocaba sino porque fue bonito. Fue una mirilla de libertad para mí dentro de la cárcel", reconoció Lanza en 2012 en una entrevista concedida a un programa ‘punk’ titulado "Y tú ké miras gilipollas!".

El antisistema y asesino de un hombre en Zaragoza justificó entonces el nombre del grupo con esta frase: "Bueno es que hacemos punk qué quieren, ¿que nos llamemos viva la reinserción?".

El grupo grabó un total de 6 temas en una sola tarde. Lanza admite que los funcionarios de la cárcel les censuraron una canción titulada ‘Putos carceleros’: "Nos dijeron que si queríamos sacar el disco, teníamos que quitar ese tema".

‘Kagando Oxtias’ tocaron dos conciertos en el patio la cárcel de la Trinitat, donde interpretaron el tema que les querían censurar a pesar de las advertencias. "Al final lo cantamos en el patio, a pesar de que nos dijeron que no lo cantásemos. Dimos dos conciertos y la gente flipando", resaltó.

"Nos conocimos todos dentro. Éramos un trío, nos hubiese gustado tener dos guitarras, pero ni eso podíamos montar. Éramos pocos los que estábamos y tiramos para adelante con lo que teníamos", agregó el antisistema de origen chileno.

Últimas noticias