ha pedido su devolución al Estado mexicano

Telefónica renuncia a parte de sus concesiones de espectro en México para ahorrar costes

La operadora retorna al Estado mexicano las bandas de 850MHZ, 1900MHZ y 2.5 GHZ a partir del 31 de diciembre de este año.

Telefónica calcula que el coste de mantener todas sus frecuencias en el país es el 15% de sus ingresos anuales.

Dará servicio a sus clientes a través de la red de AT&T.

El presidente ejecutivo del Grupo Telefónica, José María Álvarez-Pallete; el consejero delegado, Ángel Vilá, y la directora general de Finanzas y Control, Laura Abasolo.
El presidente ejecutivo del Grupo Telefónica, José María Álvarez-Pallete; el consejero delegado, Ángel Vilá, y la directora general de Finanzas y Control, Laura Abasolo.

Telefónica tiene prisa. Apenas unos días después de anunciar su acuerdo con AT&T para utilizar sus redes en México, el 21 de noviembre, la operadora española solicitó al Gobierno mexicano la devolución al Estado de las bandas de 850MHZ, 1900MHZ y 2.5 GHZ. La petición, ya aceptada por el Ejecutivo de este país el 4 de diciembre, supone que Telefónica no dispondrá de esas frecuencias propias para dar servicios a sus clientes -lo hará a través de la red de AT&T- a partir del 1 de enero de 2021.

Fuentes de la operadora aseguran que a finales de noviembre -cuando comunicaron a la CNMV el acuerdo con AT&T- ya anunciaron que los clientes de Telefónica migrarían a la red de la compañía americana en tres años al tiempo que la operadora continuaría «operando como un operador independiente al mantener elementos sustanciales de su propia infraestructura de red y plataformas».

El objetivo de la firma española es reducir los costes de tener estas frecuencias en propiedad en México, que en conjunto le generaba unos costes del 15% de los ingresos en el país frente al 4% de otros países de Iberoamérica. Telefónica comunicó a la CNMV tras el acuerdo con AT&T que esperaba un impacto positivo anual en la generación de caja de 230 millones a partir del tercer año.

Telefónica pagó 135 millones de euros solo en 2018 para comprar y renovar las licencias de 1900MHZ y 2.5 GHZ en 2018. Era, hasta ahora, la operadora con más espacio radioeléctrico.

Venta de Hispanoamérica

La rápida decisión de Telefónica de renunciar a estas frecuencias se produce en medio de la reorganización de la compañía, que ha unido las filiales de Hispanoamérica salvo Brasil en una división conjunta sin descartar su venta en bloque a otra empresa. De hecho ya hay valoraciones que cifran el valor de la empresa en más de 13.000 millones de euros.

La renuncia a estas frecuencias reduce también el valor de la filial de México. Sin contar con que está prevista también en este país la subasta de nuevo espectro para el desarrollo del 5G, en el que previsiblemente Telefónica podría no acudir. La operadora aseguró el 21 de noviembre que «los clientes de Telefónica México tendrán acceso completo a todos los servicios actuales y a las tecnologías futuras».

Lo último en Economía

Últimas noticias