Mercados

Elecciones Generales: ¿qué nos propone la derecha?

euros - derecha
Euros

“El contribuyente es una persona que trabaja para el Gobierno, pero sin haber hecho las oposiciones a funcionario”. Ronald Reagan

Como les comentaba la semana pasada en ésta mi tribuna de opinión, el próximo 28 de abril los españoles estamos llamados a las urnas, en lo que significa probablemente las elecciones más importantes del siglo XXI. La crispación social, la exaltación de los nacionalismos, la crisis económica y el debate sobre la reforma constitucional, son temas que se juntan con una ruptura del bilateralismo existente en la democracia española reciente entre PSOE y PP. Derecha e izquierda tienen muchos matices entre el extremo de VOX y Podemos, y el centralismo de Ciudadanos. Para ello esta campaña electoral es más importante que nunca, así como el ya famoso debate de candidatos que se antoja mediático y vital como nunca antes lo fue. Ante todo ello me gustaría compartir con ustedes hoy mi opinión referente al programa económico de los partidos más liberales o derechistas, y ampliar mi análisis la próxima semana para exponerles las propuestas económicas más intervencionistas o de izquierdas.

La derecha española se compone del extremismo de VOX al más centro derecha de Ciudadanos, pasando por un PP que probablemente sea ¡el PP más liberal de su historia! Las políticas económicas de la derecha no suenan nada mal en general. Dejando de lado excentricidades radicales de VOX como la ya ‘archiconocida’ retirada de las subvenciones sobre la violencia de género, VOX radicaliza en su propuesta económica la rebaja de impuestos del IRPF en dos tramos: 22% y 30% y el impuesto de sociedades hasta el 19%, que si bien no puedo más que aplaudir, me parece irracional en su implantación. El desmantelamiento gradual del Estado nunca debe ser radical, por lo que una victoria de VOX aceleraría el desequilibro entre ingresos y gastos, provocando una reacción que a día de hoy no podemos comprender (debido a lo drástico de la misma). Sin embargo VOX aporta cosas sumamente interesantes a esta campaña bajo mi punto de vista: como pueda ser la supresión de altos cargos y empleo no funcionarial, y la recuperación de una tasa de reposición no superior al 50%. Otro melón que abre VOX es el cierre progresivo o venta de las empresas públicas que generan pérdidas, así como la privatización de empresas públicas rentables. La privatización como solución a desendeudar el Estado y mejorar la eficiencia y la gestión de los servicios públicos, junto con una reforma profunda de los altos cargos como solución para recortar el déficit, son puntos interesantes que VOX aporta al debate, entre otros. Esta reforma extremista de la función pública se posiciona como uno de los puntos de acercamiento entre VOX y Ciudadanos (con todos sus matices por supuesto), ya que el partido de Rivera propone la eliminación de las diputaciones, lo que permitiría un recorte del gasto de 2.000 millones de euros y una auditoría profunda del gastos público, algo que personalmente me parece imprescindible y que únicamente un partido nuevo es capaz de realizar profundamente sin herir “sensibilidades”. Algo en lo que coinciden los tres partidos de la derecha es en eliminar el impuesto de sucesiones y donaciones, lo cual me parece fundamental y que es otro de los puntos positivos de estas elecciones.

En cuanto a las grandes diferencias entre los partidos liderados por Pablo Casado y Albert Rivera, las encontramos claramente en su modelo de reformas. Ciudadanos se asienta con políticas centristas siendo una alternativa social y liberal, yo lo veo como un término medio entre la bajada de impuestos y el gasto social. Su reforma es gradual y moderada, (rebajando un 1% el IRPF) más simbólica que suficiente. Se fomentará un programa de exención de impuestos para los emprendedores y alargar la tarifa plana para los autónomos, además de blindar las pensiones y acometer un plan de choque para liquidar los 20.00o millones de euros que están pendientes de cobro en los tribunales, otra de los grandes desafíos del partido presidido por Rivera.

Finalmente el PP se presenta como el partido que más cambios trae, lo cual nos da un buen aire fresco con respecto del anterior equipo de Gobierno. Para empezar propone una rebaja de impuestos de 16.000 millones de euros, dejando el tipo máximo por debajo del 40% y ofreciendo deducciones a menores de 35 años. Las reformas van destinadas a incentivar el trabajo con un principal objetivo: crear empleo. Dichas exenciones afectan tanto a emprendedores como a jubilados que siguen empleados, así como exenciones fiscales a los ingresos de los alquileres que sirvan de residencia habitual como medida de choque contra el precio del alquiler. El impuesto de sociedades, quedará por debajo del 20%. Otros impuestos que caen son los de patrimonio y actos jurídicos documentados. Otro de los puntos clave del programa del Partido Popular es el incentivo a la inversión sobre las empresas que ayuden a impulsar la revolución digital.

Claro está que nunca llueve a gusto de todos, pero como decía Ronald Reagan (el político más liberal de la era contemporánea), el contribuyente es una persona que trabaja para el Gobierno pero sin haber hecho las oposiciones a funcionario, y la mejor subida de salario para el contribuyente es mediante la rebaja de impuestos, algo en común que incorporan todos los programa de derechas estas elecciones. ¿Y si me preguntan qué medidas son mis favoritas? Pues entonces me quedo con la privatización o cierre de las empresas públicas de VOX, la reforma de la administración pública, así como la profunda auditoría sobre sus gastos, y el plan de choque sobre los 20.000 millones de euros que Hacienda tiene en los tribunales que propone Ciudadanos y la profunda rebaja fiscal que nos plantea el Partido Popular. Programas todos ellos basados en incentivar, más que en contentar y en buscar soluciones desde la acción humana que permitan a este gran país da continuidad a sus reformas y a la creación del Estado más liberal de Europa, algo que como comprenderán: ¡me encanta!

Gisela Turazzini
CEO, Blackbird Broker

Últimas noticias