Adiós a Kobe Bryant, mito y leyenda de la NBA

Lamar Odom: «Preferiría que Dios me hubiera llevado del coma y hubiera perdonado a Kobe»

lamar odom kobe bryant
Lamar Odom habla con Kobe Bryant en un partido de los Lakers. (AFP)
  • Mick Johnson

Lamar Odom, ex compañero de Kobe Bryant en los Lakers, publicó un desgarrador mensaje en Instagram tras el fallecimiento de su amigo en accidente de helicóptero que se resume en una frase: «Habría preferido que Dios me hubiera llevado a mí cuando estuve en coma y hubiera perdonado a Kobe.

La trágica muerte de Kobe Bryant ha conmocionado al mundo, sobre todo a quienes fueron sus compañeros o sus rivales en una cancha de baloncesto. Lamar Odom publicó un mensaje en sus redes sociales en memoria de su ex compañero junto al que ganó dos anillos de la NBA. Odom definió a Kobe como «el padre» que nunca tuvo.

Este es el mensaje completo que Lamar Odom dedicó a Kobe Bryant en Instagram:

«Kobe me enseñó tantas cosas necesarias dentro y fuera de la cancha… En la cancha me enseñó a forjar defensas, a tomarme mi tiempo y a cómo hacer que ganar fuera mi objetivo final. Fuera de la cancha me enseñó a firmar mis propios cheques. Por supuesto, cualquiera que me conozca sabe que he sufrido muchas pérdidas, pero la única que puedo comparar con esta fue cuando perdí a mi hijo.

A pesar de que nuestra relación no era padre-hijo, si no más bien como si él fuera un maestro y yo su hermano, me alegro de poder haber sido el ying para tu yang en el vestuario. Fue un placer. Ni siquiera podía recuperar el aliento cuando escuché esta noticia.

Sólo sabía que si estaba en un accidente de helicóptero habría sido el que sobreviviera. De alguna manera él habría saltado y aterrizado sobre sus pies. Estoy aquí sentando pensando en cuando estábamos en un partidillo de entrenamiento y comenzabas el salto entre dos con un codazo a Sasha en el pecho. Crees que verlo jugar era una locura y piensas que si anotaste ocho o nueve canastas durante todo el entrenamiento tuviste un gran día, pero ¡le he visto meter 13-14 canastas seguidas en un entrenamiento!

Todavía estoy esperando que los medios salgan y digan que fue un informe incorrecto, que de ninguna manera Dios se llevó tan pronto a mi hermano. Sé que he pasado por mis propias cosas en la vida tomando drogas y no siendo bueno conmigo mismo. 

Cuando pasé por esa situación del coma, si Dios hubiera venido a mí y me dijera que me llevaba, pero perdonaba a Kobe, lo habría preferido. En honor a mi hermano, mañana me levantaré a las cuatro de la mañana para ir al gimnasio. Gigi se fue para darte las canastas. Te quiero hermano».

Lo último en Deportes

Últimas noticias