Cesárea: pros y contras

cesárea
Conoce los aspectos a favor y en contra de la cesárea

Las embarazadas piensan mucho en el momento en el que den a luz a sus hijos. Lo habitual es que ese instante se produzca mediante un parto natural, sin embargo, no hay que pasar por alto que pueden tener lugar situaciones que cambien esos planes. Sí, pueden producirse, por ejemplo, ciertas complicaciones que vengan a determinar que la mejor opción, sin lugar a dudas, es la cesárea.

En este caso, en pro de que las mujeres puedan tener la mayor información posible vamos a analizar a continuación cuáles son los pros y los contras de la citada cesárea. ¿Te animas a conocerlos? Toma nota:

Ventajas de la cesárea

cesárea
La cesárea se puede programar

Lo primero que vamos a analizar es destacar los aspectos que se considera que son favorables con respecto a la manera que nos ocupa de dar a luz y que se basa en una incisión que se realiza en pro de permitir la salida del bebé. En concreto, estas son sus ventajas más significativas:

  • En muchos casos, permite el que se pueda elegir de manera previa la fecha en la que va a venir al mundo el pequeño.
  • De la misma manera, hay que destacar que se establece que el llamado trabajo de parto es corto.
  • Se evitan las contracciones y los dolores asociados a las mismas.
  • Muchas mujeres consideran que la cesárea es un tipo de parto que les da más seguridad en tanto en cuanto son conscientes de que está todo bajo control. Y es que cuando se ha previsto con tiempo se es consciente de que está todo preparado.
  • Precisamente en relación al punto anterior está el hecho de que se tiene la certeza de que los profesionales sanitarios que llevan el embarazo de la mujer estarán disponibles para la cesárea.
  • Ni que decir tiene que otro de sus aspectos más a favor es que viene a acabar con todos los riesgos y complicaciones que puedan producirse durante un parto natural vaginal. Nos estamos refiriendo a situaciones tales como traumas óseos.
  • Al optarse por esta manera se consigue evitar que la mujer pueda tener que hacerle frente a un desgarro en la zona del perineo e incluso a problemáticas tales como la incontinencia urinaria.

Desventajas de la cesárea

cesárea
Requiere más días de hospitalización

Una vez que hemos conocido los principales aspectos a favor de la cesárea, llega el momento de descubrir los opuestos, sí, los que tiene en contra. En ese caso, podemos establecer que estas son las desventajas asociadas a la misma:

  • Las mujeres que dan a luz a sus bebés mediante este procedimiento quirúrgico que nos ocupan tienen que pasar más tiempo ingresadas en el hospital.
  • Se considera que el tiempo de recuperación que necesita una fémina a la que se le ha realizado una cesárea es mayor que el de un parto natural.
  • De la misma manera, hay que subrayar que se establece que los cuidados que necesita una mujer que ha dado a luz de esta forma son mayores que si el alumbramiento hubiera sido vaginal.
  • Además, se viene a indicar que en una cesárea hay más riesgos de que puedan producirse situaciones tales como una hemorragia, una infección o incluso una trombosis en las extremidades inferiores.
  • Si se tiene en cuenta al recién nacido, parece ser que los pequeños que nacen por cesárea son más propensos a tener problemas respiratorios nada más nacer. Es más, uno de los últimos estudios llevados a cabo sobre ese parto quirúrgico viene a indicar que los niños tienen más riesgos de sufrir asma hasta los 12 años de edad.
  • Una investigación acometida recientemente por un equipo liderado por Oonagh Keag (Royal Infirmary de Reino Unido) ha venido a exponer que la cesárea genera más probabilidades de que el pequeño tenga sobrepeso.
  • Asimismo, hay que tener en consideración que una cesárea puede provocar más posibilidades de que existan problemas posteriores de placenta previa, de aborto e incluso de ruptura uterina.

¿Cuándo hay que realizar una cesárea?

Como te dimos a conocer en un artículo sobre las recomendaciones de parto de la OMS, esta entidad apuesta por el parto natural. De ahí que considere que hay que reducir las cesáreas que se realizan de manera innecesaria, simplemente para agilizar el alumbramiento o por intereses personales de padres y doctores. En concreto, se establece que solo se debe optar por las mismas en estos casos, entre otros muchos:

  • Cuando el bebé no está en la posición correcta para nacer.
  • También cuando es un embarazo múltiple.
  • En los casos en los que el niño sea demasiado grande.
  • Cuando se da placenta previa.
  • De la misma manera, habrá que optar por ese tipo de parto si hay un mioma que se considera que puede obstaculizar la salida del feto.

Temas

Lo último en Bebés