Investigación

“La mujer de Pedro Sánchez se dedica a explotar a gente como yo que tiene dificultades económicas”

0 Comentar

Un ex empleado del grupo Inmark Europa ha relatado a OKDIARIO las agresivas técnicas comerciales y la absoluta precariedad laboral que impera en la empresa de la que es socia y directora Begoña Gómez, la mujer del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez. Este antiguo comercial de Inmark quiere preservar su intimidad para evitar cualquier tipo de represalia.

El ex empleado de la empresa de la esposa de Sánchez considera especialmente chocante que Begoña Gómez, “una mujer supuestamente socialista, mujer de un líder socialista, sea directiva de una empresa que se dedica a explotar a gente que está en dificultades económicas“.

“Y a explotarles a base de tensión hasta que les pete la patata como me pasó a mí”, afirma sobre a las relaciones laborales aplicadas por la compañía, “tuve que estar cuatro días ingresado, haciéndome pruebas, por culpa del estrés que me provocaba la empresa. Me quedé con media cara paralizada y la mitad del brazo sin fuerzas”.

“Hay que vender, aunque sea engañando”

El mismo antiguo empleado del grupo Inmark relata la tensión permanente en la que viven los comerciales, conscientes de que pueden ser despedidos sin previo aviso por no cumplir los objetivos marcados, cada vez más difíciles de alcanzar.

Si en una semana no vendes, estás fuera“, relata el antiguo trabajador, “empiezas a trabajar el lunes y el viernes ya están tomando la primera decisión de si continúas o no. El viernes te sientas con tu jefe y te dice: vas mal, tenías que vender cinco contratos y sólo llevas dos, no sé si el lunes vas a continuar. Así empiezas desde el primer día”.

Algo que hace que los vendedores vivan en una permanente tensión, sin saber si en función de sus resultados van a perder su empleo de un día para otro. “Y mientras tanto”, indica, “para vender que usen cualquier argumento, aunque sea engañando, el caso es vender porque les pagan por ventas hechas”.

Para explicar las agresivas técnicas comerciales que aplica Inmark Europa, lo ilustra con un ejemplo: “Yo te llevo a Móstoles a un edificio de ocho plantas, con cuatro puertas en cada planta. Tienes que conseguir que alguno de los vecinos se cambie de Movistar a Vodafone“.

“La gente ya no te abre la puerta”

“Y si no consigues que ningún vecino se cambie, no vales y entonces mañana no sigues”, sentencia, “algunos no lo logran y se van a casa, otros hacen cualquier cosa para vender. Por eso la gente ya no te quiere abrir la puerta, porque se creen que vienes de este tipo de empresas”.

Estas prácticas laborales, aplicadas en la empresa de la mujer del secretario general del PSOE, contrastan con los mensajes lanzados durante los últimos meses por Pedro Sánchez, quien sostiene que “la reforma laboral del PP ha condenado a millones de españoles a la precariedad“.

El antiguo comercial del grupo Inmark, que prefiere preservar su intimidad, explica que como resultado de la presión que sufren los vendedores se han producido casos en los que “comerciales que venden contratos de luz, agua y gas por las casas, han llegado a abrir la correspondencia de los vecinos para copiar los DNI y falsificar contratos. No digo que ocurra aquí, pero así funcionan este tipo de empresas”.

“¿Por qué?”, se pregunta, “porque el comercial tiene un hijo a su cargo, o tiene a su mujer en paro, y tiene que dar de comer a su familia”.

400 € al mes por ocho horas diarias

Desde el año pasado, una de las promesas estrella de Pedro Sánchez ha sido la derogación de la reforma laboral aprobada por el PP, porque a su juicio sólo ha servido para “transformar empleo estable en empleo precario“.

Pero este mensaje contrasta con las prácticas aplicadas en la empresa de la que es socia y directora su mujer, Inmark Europa, en la que los despidos y la precaridad laboral se aplican sin contemplaciones, cada vez que los comerciales no logran cumplir unos objetivos de ventas cada vez más inalcanzables.

Como ha informado OKDIARIO, a través de varios portales de Internet Inmark ofrece empleos de comercial con un sueldo base desde 400 euros brutos al mes. Aunque se trata de contratos a medida jornada, muy a menudo los empleados tienen que trabajar al menos ocho o nueve horas diarias para cumplir los objetivos de ventas fijados y para poder cobrar este sueldo mínimo.

El PSOE ha eludido realizar cualquier valoración de estos hechos: “Ni el PSOE ni Pedro Sánchez tienen nada que decir sobre una empresa ajena al partido”, ha sido la respuesta a preguntas de OKDIARIO.

Últimas noticias