Dietas

Cómo comer fuera de casa si haces dieta

dieta
Pasa de los entrantes y del picoteo para ir directamente al plato.

No repitas ni comas en exceso, especialmente si estás a dieta, pues esto hace que puedas ganar quilos enseguida.

Las tapas, los menús de restaurante, el alcohol… parece algo imposible poder hacer dieta y comer fuera de casa. Pero aunque no lo creas, son compatibles, y más ahora donde cada vez hay establecimientos que profesan un estilo de vida healthy. Por tanto, nada impide que debas saltarte la dieta en el trabajo.

Eso sí, necesitas fuerza de voluntad, no caer en comidas poco saludables y constancia. Te contamos cómo puedes hacerlo.

Plato único

Pasa de los entrantes y del picoteo para ir directamente al plato. Con un plato sabroso, completo y único seguro que es más fácil seguir nuestra dieta. Este plato debe contener ingredientes algo saludables, como legumbres, hortalizas, pescado, carnes blancas… y seguro que te llenas igual.

No piques entre horas y si lo haces de forma sana

En el trabajo o bien fuera de casa, puede ser que tengamos más hambre de lo normal. En lugar de ir al supermercado a por aquellas patatas o bollería, podemos llevar de casa otro tipo de tentempiés, como frutos secos, fruta, tortitas de avena, mini tostas con aguacate…

Bebe agua

Si bebemos suficiente agua nos estamos nutriendo bien, sanamente y lo más importante es que nos saciamos y no tendremos tanta hambre hasta que llegue la hora de comer. Regula las bebidas alcohólicas cuando comas fuera de casa, ya sabes que luego no te sentarán muy bien.

No hace falta repetir

Si te has quedado con hambre cuando comes fuera de casa es que tu cuerpo necesita hacer la digestión de mejor forma. No repitas ni comas en exceso, especialmente si estás a dieta, pues esto hace que puedas ganar quilos enseguida.

Evita los restaurantes tipo buffet

Sabemos que están buenos, pero hay tanta comida que nos entra por los ojos y resulta inevitable no coger aquello que nos gusta tanto. Si evitamos los buffet no caeremos en tantas tentaciones.

Siempre ejercicio

Cuando hemos comido fuera de casa y nos hemos pasado un poco, conviene hacer ejercicio. Pero esto debe ser algo regular, no solamente el día que nos hemos excedido. Pues de nada servirá que hagamos ejercicio una tarde.

El postre, más sano

Los chocolates están bien, y nadie dice que no nos demos un capricho de vez en cuando, pero si debes comer cada día fuera de casa, opta por postres algo más sanos.

 

Temas

Últimas noticias