Inda: «El ‘caso Dina’ deja claro que aquí el único presunto delincuente eres tú, Pablo Iglesias»

Las cosas no le van bien en los tribunales al vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias. La Fiscalía ha exonerado a OKDIARIO por divulgar los chats del líder de Podemos a la vez que señala que Iglesias podría haber cometido dos delitos. Eduardo Inda rememora un caso que ha dado un giro que puede terminar imputando a Pablo Iglesias. «Hace exactamente cuatro años menos dos meses OKDIARIO publicó fragmentos del chat interno de la cúpula de Podemos», recuerda Inda, que explica que los mensajes entre los dirigentes podemitas «demostraban fehacientemente, más allá de toda duda razonable, el salvaje, nauseabundo, y repugnante machismo de Pablo Iglesias».

Inda narra el contenido, publicado por este diario, y que mostraba la cara oculta de Iglesias. «Lo primero que hacía el secretario general de Podemos era afirmar y autodefinirse como un marxista devenido el psicópata. Y ahí tenía razón, porque es muy marxista y muy psicópata», rememora el director de OKDIARIO. Pero más allá de este calificativo personal «lo más grave de todo –recuerda Inda– no era eso. Lo más grave de todo era que aseguraba que le encantaría azotar hasta que sangrase a Mariló Montero».

Los grupos feministas, esos que siempre han estado a la vera de Podemos, «no dijeron esta boca es mía. Pasaron de puntillas por el escándalo y la verdad es que no quiero ni pensar lo que hubiera sucedido, lo que hubieran dicho, y con toda la razón del mundo, si el protagonista del escándalo hubiera sido Mariano Rajoy o Albert Rivera, que eran por aquel entonces los grandes dirigentes del centroderecha».

Tampoco hubo respuesta por parte de la Fiscalía que «no actuó de oficio contra Iglesias. Le podía haber acusado, por ejemplo, de inducción a la violencia machista. Ningún grupo feminista le denunció. Nadie le llevó a los tribunales. En fin, que se fue, como siempre, de rositas porque la mayor parte de la ciudadanía y de la sociedad civil le tiene miedo», asegura Inda.

La tranquilidad se rompió tras el registro realizado en el domicilio del ex comisario Villarejo, donde aparecieron esos fragmentos. Inda explica que «donde había, simple y llanamente, derecho a la información, el líder de Podemos montó una auténtica campaña amplificada por sus medios de comunicación, empezando por el diario El País, para acusar a OKDIARIO y a Eduardo Inda de formar parte de una trama delincuencial y de las mafias policiales, lo que llaman ellos las cloacas de la Policía».

La mentira, como siempre, tiene las patas muy cortas y las implicaciones en el caso se fueron conociendo a medida que la investigación judicial tiraba del hilo. «Primero se comprobó que quien había entregado ese chat interno de la cúpula de Podemos a Villarejo era el número dos de Pedro Sánchez en comunicación en Moncloa», desvela Inda. Pero la cosa no quedó ahí. «Era todo absolutamente mentira. Y así lo han certificado en los últimos días la Fiscalía Anticorrupción, que ha exonerado a OKDIARIO y que, además de todo eso, sugiere que el señor Iglesias ha podido cometer dos delitos: uno de obstrucción a la Justicia y otro de revelación de secretos», detalla Eduardo Inda.

Según la Fiscalía, que ha exonerado a OKDIARIO de cualquier responsabilidad penal, el periódico se limitó a cumplir con su obligación profesional a ejercer el derecho a la información, a facilitar que los ciudadanos sepan cómo son nuestros dirigentes políticos. Pero añade Inda otra decisión de Anticorrupción mucho más importante: «Ha apartado de la causa como perjudicado al señor Iglesias. Lo que te pregunto, querido Pablo, es ¿quién es el delincuente?, porque nosotros somos lo que hemos sido siempre, gente honrada. Y tú eres, según sugiere la Fiscalía, un presunto delincuente. Tú sí, querido Pablo».

Lo último en Opinión

Últimas noticias