Animales

¿Qué hacer ante una pelea de animales salvajes?

¿Qué podemos hacer ante una pelea de animales salvajes? Se trata de evitar este tipo de situaciones, con mucho riesgo para su vida. Toma nota.

Pelea de animales salvajes
Peleas de animales en la selva

Lamentablemente, las peleas entre especies salvajes pueden presentarse y hasta comercializarse como eventos de entretenimiento. Ya sea a través de Internet, en canales de televisión o excursiones turísticas… No faltan quienes desean lucrar con la extraña atracción del ser humano por una pelea de animales salvajes. Y cuanto más brutal y exótica, mejor es el “show” (y la ganancia, lógicamente).

¿Por qué se produce una pelea de animales salvajes?

Las peleas entre animales salvajes pueden producirse por diferentes motivos, dependiendo de las especies involucradas y el contexto en que se encuentran. Estas situaciones en la naturaleza suelen relacionarse con disputas por territorio y las hembras que en él habitan. O bien a acciones defensivas para proteger a sí mismo, a sus crías o a los miembros de la manada.

Por otro lado, este tipo de encuentros brutales son relativamente poco comunes en los ecosistemas. La razón es simple: un animal gasta una increíble cantidad de energía al tener que pelearse con otro. Un alto gasto energético significa un elevado consumo de calorías, lo que también conlleva a la necesidad de obtener más comida en un corto periodo de tiempo. O sea, un nuevo desgaste…

Por otro lado, las peleas también implican heridas, lesiones e, inclusive, un riesgo de muerte para los animales. Por lo tanto, si pueden evitar verse involucrados en estas situaciones de alto riesgo y desgaste, claramente lo harán. Su organismo está “programado” para ahorrar energía y minimizar los riesgos a su integridad.Animales salvajes

Las peleas de animales como espectáculos de entretenimiento

El ser humano ha cruzado muchos límites razonables en el desmedido intento de ganar dinero y multiplicar sus ingresos. En los últimos años, se ha puesto de moda viajar a safaris extremos que incluyen un asiento “en primera fila” para asistir a una pelea de animales salvajes.

Sin embargo, la costumbre no es nueva… Basta recordar las altísimas cifras que movían las peleas entre perros, o de perros con animales salvajes, como los osos y los toros. O las conocidas peleas de gallos que aún son consideradas tradicionales en varias ciudades alrededor del mundo.

En estos últimos casos, era muy común que se entrenara los animales para pelear. O bien que se les expusiera a situaciones de elevado estrés para “despertar su furia”. Al contrario de lo que ocurre en la naturaleza, la intervención humana genera condiciones óptimas para la producción de conductas agresivas-defensivas.

¿Qué hacer ante una pelea de animales salvajes?

Lógicamente, no se recomienda intervenir directamente en una pelea entre animales salvajes. Estas especies no están habituadas con el contacto humano y resulta extremadamente difícil prever su reacción. Más aún considerando que se encuentra en un contexto de elevado estrés…

Por ello, en caso de presenciar alguna disputa o encontrar a un animal salvaje herido, lo correcto es comunicarse con las autoridades competentes para que vengan a rescatar o auxiliar las especies involucradas.

El mismo consejo es válido en los parques naturales: si vemos dos o más animales peleando, busquemos a un guarda parque o encargado similar, que tenga los medios y los conocimientos necesarios para gestionar la situación.

Conclusión

Una pelea entre animales salvajes está lejos de ser un espectáculo de entretenimiento. Estas disputas conllevan a varios riesgos a la salud e integridad física de los animales. Por ello, seamos conscientes al no contribuir para su diseminación como ocio y entretenimiento. Y si somos testigos de una pelea, simplemente alertemos a las autoridades competentes.

Lo último en Mascotas

Últimas noticias