Exhumación de Franco

Sánchez aceptará inhumar a Franco donde elija la familia si no favorece la apología del dictador

Franco
Francisco Franco y Pedro Sánchez.

Pedro Sánchez aceptará que la familia Franco elija un nuevo destino de inhumación para el dictador. La Moncloa no quiere un nuevo enfrentamiento con los nietos de Franco. Fuentes socialistas conocedoras de la tramitación de la exhumación del dictador han confirmado a OKDIARIO que, pese a que el plazo regulado para que la familia hubiera elegido el destino de los restos mortales de Franco ya ha pasado y su elección fue La Almudena, el equipo de Pedro Sánchez aceptará que los herederos del dictador elijan una nueva ubicación para los restos mortales de su abuelo. Eso sí, impondrán una condición: que el nuevo lugar elegido no permita actos de apología del franquismo.

La Moncloa quiere encontrar un lugar donde enterrar los restos de Franco de común acuerdo con sus nietos. Pero no quiere que se repita el capítulo vivido con la elección de la catedral madrileña de La Almudena.
Con este propósito, Sánchez quiere que el nuevo lugar que se pacte sea un sitio más discreto y que no permita la llegada masiva de franquistas con el propósito de organizar actos de homenaje.

"Una iglesia más pequeña y fuera del centro de una gran ciudad, por ejemplo, sería perfectamente asumible por el Gobierno. O un cementerio en Galicia, sólo por citar otra posible opción", señala esa misma fuente socialista.

Hay que recordar que el decreto que reconoció el derecho de la familia a elegir el lugar de inhumación de los restos de Franco estableció un plazo de tiempo tasado que ya se ha superado. Y que, por lo tanto, según la interpretación jurídica que realizan los asesores de Sánchez, el Gobierno tiene ahora las manos libres para llevar los restos de Franco al cementerio de El Pardo. Por lo que, como explica la misma fuente, la decisión de aceptar un nuevo destino es potestativa para La Moncloa, no imperativa.

Lo cierto es que el Supremo ha autorizado este martes por unanimidad que el Gobierno lleve a cabo la exhumación de los restos de Franco del Valle de los Caídos. El destino de los restos del dictador puede ser, así, el cementerio de El Pardo, tal y como solicitaba el Gobierno, un lugar de enterramiento diferente a la madrileña catedral de La Almudena, destino que era la voluntad de los nietos, desde un principio.

Por unanimidad

Y es que, transcurrida una hora desde que el Alto Tribunal comenzase a deliberar, la Sección Cuarta de la Sala Tercera rechaza así, sin votos particulares, el recurso presentado por la familia Franco, en su totalidad. Y ha validado el Decreto Ley aprobado por el Ejecutivo socialista de Pedro Sánchez -posteriormente ratificado en sede parlamentaria- para la reforma de la Ley de Memoria Histórica que autoriza el traslado mortuorio.

La sentencia, cuyo ponente es el magistrado Pablo Lucas, se notificará íntegra a las partes en los próximos días, si bien los efectos de la deliberación de la Sala Tercera son firmes desde el momento en que se ha dado a conocer públicamente el sentido del fallo.

Con la decisión del Supremo se pone fin a una contienda judicial que se inició el pasado mes de marzo, cuando los Franco anunciaron al Gobierno que darían la batalla para oponerse a la decisión ministerial de retirar los restos de su abuelo de la que ha sido su tumba en la basílica de Cuelgamuros durante los últimos 40 años.

Lo último en España

Últimas noticias