Inmigración irregular

Sánchez reconoce al Congreso el traslado de ilegales de Canarias a Madrid, Sevilla y Málaga

El Gobierno admite además la llegada de irregulares a la Península en vuelos comerciales "por sus propios medios"

Interior permite vuelos y traslados de inmigrantes ilegales de Canarias al aeropuerto de Barajas

educadores menas
Inmigrantes irregulares hacen cola en el Muelle de Arguineguín, en Gran Canaria. (Foto: EP)

El Gobierno de Pedro Sánchez ha revelado al Congreso el destino de los más de 2.000 inmigrantes irregulares traslados a la Península en el último año dentro del «programa de atención humanitaria», un cifra que avanzó OKDIARIO hace unos días a partir de una solicitud al Portal de Transparencia en plena crisis de Canarias. Ahora, en una respuesta parlamentaria a Bildu consultada por este medio, el Ejecutivo señala que buena parte de estos inmigrantes fueron desplazados hasta los aeropuertos de Madrid, Sevilla y Málaga, entre otros destinos.

Según la contestación de Moncloa, el Gobierno trasladó a la Península entre el 1 de junio de 2020 y el 11 de diciembre de 2020 un total de 2.035 inmigrantes, coincidiendo fundamentalmente con la segunda ola de la pandemia de coronavirus.

Los datos aportados por el Ejecutivo socialcomunista a su socio proetarra en los últimos Presupuestos Generales del Estado sostienen que entre el 1 de enero del año pasado y el 31 de mayo no se produjo ningún traslado de inmigrantes irregulares a la Península por parte del Gobierno. Sin embargo, desde el 1 de enero y hasta el pasado 11 de diciembre, la cifra se elevó a 2.035, según el registro oficial.

A falta del cómputo de diciembre, el mes en que se produjo un mayor número de traslados fue el de noviembre, con 603 desplazamientos. Asimismo, en octubre hubo 575, en  julio 311, en julio 95 y en agosto 33. En los primeros 11 días de diciembre, fueron 136.

Además, Moncloa revela que «los destinos de las personas trasladadas han sido los puertos de Cádiz y Huelva (principalmente este segundo) y los aeropuertos de Madrid, Sevilla y Málaga y, en ocasiones puntuales, Alicante, Barcelona, Zaragoza».

Junto a ello, el Gobierno detalla al diputado de Bildu Jon Iñarritu que «las ciudades principales donde se han destinado los grupos de vulnerables son Arcos de la Frontera, La Rinconada, Teruel, Cádiz, Málaga, Cullera, Roquetas de Mar, Barcelona, Madrid, Almería, Sevilla, Chiclana de la Frontera, Algeciras, Zaragoza, Bilbao, Valencia y Puente Genil».

Según el Ejecutivo socialcomunista, «la acogida viene determinada por las circunstancias personales de los inmigrantes que se van a trasladar y las necesidades que hay que atender, así como el número de plazas que hay disponibles en cada momento y las características de la entidad de acogida».

El doble que en 2018

Además, Moncloa detalla a Iñarritu que actualmente se dispone de 5.185 plazas de «acogida integral» con una ocupación del 64% y de otras «10.323 de acogida de emergencia, 10.241 ubicadas en Canarias, con una ocupación superior al 85%».

Esas 5.185 plazas de «acogida integral» son el doble que las existente cuando el Gobierno de Mariano Rajoy (PP) cedió el testigo al Ejecutivo de Pedro Sánchez tras la moción de censura de 2018. En junio de aquel año, había 2.586 plazas de este tipo para inmigrantes irregulares.

Junto a ello, el Gobierno de Pedro Sánchez señala que también «se realiza atención humanitaria a inmigrantes en espacios cedidos por las comunidades autónomas, disponiendo actualmente de 1.244 plazas: 310 en Andalucía, 284 en Murcia, 80 en Melilla y 550 en Canarias». «La ocupación de estas plazas depende del lugar en que se encuentran, siendo muy alta en Andalucía y Canarias», agrega la respuesta parlamentaria.

Subvenciones a entidades

El Ejecutivo relata que en el desempeño de esta «labor humanitaria» se conceden, mediante el procedimiento de concesión directa, subvenciones para la financiación de programas de organizaciones sin fines de lucro para la atención a personas inmigrantes que se encuentren en situación de vulnerabilidad por su deterioro físico, o bien presenten carencias de apoyo social, familiar y económico, que lleguen a las costas españolas o formen parte de asentamientos que comporten graves riesgos sociales y sanitarios, precisando programas de actuación inmediata».

A través de esta dotación, sostiene Moncloa en su respuesta al PP, se financian distintas actuaciones de acogida y atención a estas personas en situación de vulnerabilidad, así «como los traslados de éstas a dispositivos de acogida adecuados a las necesidades específicas detectadas. Para ello, desde la Secretaría de Estado de Migraciones se trabaja juntamente con otros departamentos ministeriales», explica el Gobierno.

Por sus «propios medios»

No obstante, a la cifra de 2.035 inmigrantes trasladados por el Ejecutivo de Pedro Sánchez a la Península desde el mes de julio, habría que añadir todos aquellos que viajaron a este destino por su cuenta, como se pudo ver el pasado diciembre en los vuelos comerciales de los que se desentendió el Gobierno pese a su conocimiento y aceptación.

Así, Moncloa reconoce que «durante el estado de alarma no se han realizado actuaciones dirigidas al traslado de personas inmigrantes desde las Islas Canarias a la Península, si bien consta la atención a inmigrantes llegados desde Canarias a la Península por sus propios medios en ese periodo».

OKDIARIO reveló el pasado diciembre, citando fuentes policiales, la llegada habitual en vuelos regulares de inmigrantes ilegales hasta el aeropuerto de Madrid-Barajas Adolfo Suárez, donde además ya en tierra eran trasladados en autobuses a otros lugares y recibían atención de organizaciones como la Cruz Roja. Todo ello con la permisividad del Ministerio de Interior que dirige Fernando Grande-Marlaska.

Lo último en España

Últimas noticias