Ministerio del Interior

Marlaska prohíbe a la Guardia Civil recibir de uniforme un homenaje de las víctimas de delitos violentos

El padre de Diana Quer obsequia a la UCO con un retrato de su hija en un acto con la presidenta de la Comunidad de Madrid

Guardia Civil
El padre de Diana Quer entrega un retrato a la UCO

Negarse a que un padre obsequie en público a la Guardia Civil que le devolvió el cadáver de su hija con un retrato de la víctima debió parecer demasiado incluso para el actual Ministerio del Interior. Sin embargo, el gesto de Grande-Marlaska para desmarcarse de un acto tan emotivo ha acabado resultando ser un insulto contra varias familias de víctimas de delitos violentos.

Este viernes, la presidenta de la Comunidad de Madrid, hacía un hueco en su apretada agenda para acercarse al salón de actos de la sede del Gobierno madrileño en la Puerta del Sol. Isabel Díaz Ayuso tenía pendiente acudir a un acto de homenaje a los sanitarios fallecidos en compañía de Sus Majestades los Reyes. Ayuso no quería dejar de asistir a un acto al que acudían el padre de Diana Quer, el abuelo de la joven asesinada en Sevilla hace casi 12 años Marta del Castillo, el consejero de Justicia e Interior, Enrique López, la presidenta de la Asociación Clara Campoamor, Blanca Estrella, y otras personalidades. Entre el auditorio ante el que ha hablado la presidenta Ayuso también estaban el coronel de la Guardia Civil y jefe de la UCO, Francisco Javier Sánchez, y el comandante Arturo Marcos, el guardia civil que actuó como interlocutor de la familia Quer durante toda la investigación, la primera persona que llamó a Juan Carlos Quer para contarle que habían encontrado a su hija. Se me ocurren pocos actos en pocas sedes más emotivos y envestidos de oficialidad. Por eso ha sorprendido y mucho que ambos mandos de la Guardia Civil hayan acudido al acto vestidos de paisano y no con sus respectivos uniformes tal y como exige el protocolo del cuerpo para actos de esta índole. De hecho, la hemeroteca está llena de imágenes de homenajes a la Guardia Civil o a la Policía en la que, como es lógico, el elemento que diferencia a los homenajeados o reconocidos es el uniforme.

Las autoridades y asistentes al acto de homenaje de la familia Quer a la UCO. El coronel Sánchez, a la izquierda, de paisano.

OKDIARIO ha podido saber que esa decisión se ha debido a la condición que Interior puso para la asistencia de los dos guardias civiles, que acudieran de paisano. Poco o más bien nada sabe el ministro Grande-Marlaska lo que supuso el caso de Diana Quer para los guardias civiles de la UCO y para la Comandancia de La Coruña, a la que pertenecía en aquella época el comandante Marcos.

«Diana ya está con nosotros»

Para que lo entiendan un poco mejor, Juan Carlos Quer ha relatado ante los presentes la llamada que recibió de Marcos el 31 de diciembre de 2018. “Arturo Marcos siempre me ha cogido el teléfonos, mañana, tarde y noche, cuando le he llamado por el caso de mi hija. Jamás olvidaré lo que me dijo cuando la encontraron: ‘Juan Carlos, Diana ya está con nosotros. No me separo de ella.’ y eso es algo que como padre jamás olvidaré”.

Entonces, si el acto se celebra en sede oficial, ante autoridades y familias de víctimas, y con un tono triste por la temática pero afectuoso entre los presentes, si además se pretende homenajear a un cuerpo que lo dio todo por resolver un crimen que aún indigna a la sociedad y que logró dar descanso a una familia con la recuperación del cuerpo de la víctima, ¿a qué viene prohibir uniformes en el acto? A que a Marlaska le ha importado más el signo político del acto en sí que el fondo del obsequio a uno de los cuerpos policiales cuyo trabajo está mejor y más valorado por la sociedad española. Si recogemos un pasaje de lo dicho por la presidenta Ayuso nos acercamos al motivo de la inapropiada condición de Interior de no querer uniformes en este acto. Durante su intervención, la jefa del Ejecutivo autonómico ha reiterado su postura “a favor de la Prisión Permanente Revisable; y, digo más –ha agregado-, creo que debemos extender su aplicación para los delitos más graves, para aquellos que además lleva ensañamiento, ocultación de cadáver, por el daño que eso causa a sus familiares, y otros delitos contra la libertad sexual”.

Ese debe haber sido el problema, la Prisión Permanente Revisable, que las víctimas estén siendo apoyadas en esta pretensión por un gobierno de signo político contrario al de Grande-Marlaska, no cabe otra explicación.

Pese a la grosería de hurtar uniformes y galones a los presentes el acto ha acabado siendo lo que se pretendía. Un sentido homenaje a la Guardia Civil entregando un retrato de Diana Quer bajo el que puede leerse: “500 DÍAS. Desaparecida, raptada entre sombras gritando “no es no”. Me buscasteis sin descanso hasta encontrar mi cuerpo y mi verdad. GRACIAS GUARDIA CIVIL. Mi alma ya descansa en paz. Diana Quer”.

Lo último en España

Últimas noticias