Caso Neurona

El juez interrogará en México a los socios chavistas de Neurona a los que Podemos pagó 363.000€

El juez que investiga el caso Neurona, Juan José Escalonilla, interrogará a los socios mexicanos de la consultora chavista Neurona Consulting

La UDEF concluye que Neurona no hizo los trabajos contratados por Podemos

Pablo Iglesias Monedero
Pablo Iglesias y Juan Carlos Monedero

El juez que investiga el caso Neurona, Juan José Escalonilla, interrogará a los socios de la consultora chavista Neurona Consulting en México. Podemos desvió 363.000 euros de los fondos electorales a esta empresa mexicana por un supuesto trabajo de consultoría que no ha quedado acreditado.

El magistrado ha dictado una providencia en la que ordena citar en calidad de testigo a Germán Cobos Pío y Waldemar Aguado Butanda. Ambos comparecerán desde la embajada española en México. El juez también ordena que se dé traslado al Ministerio de Asuntos Exteriores «a los efectos de que nos indiquen la disponibilidad de las instalaciones a tales fines», añade.

Providencia dictada por el juez
Providencia dictada por el juez.

El titular del Juzgado de Instrucción 42 solicitó interrogar a estos socios de Neurona en diciembre del año pasado. Pero la cita se ha visto retrasada porque el juez desconocía el paradero de los dos mexicanos. Escalonilla pidió ayuda a la Policía Nacional para buscar a los dos trabajadores. Los agentes trasladaron al magistrado que no contaban con domicilio conocido en España y buscaron en México. Cuatro meses después, el juez les ha localizado.

El magistrado cita a Waldemar Aguado para averiguar si realizó los supuestos trabajos durante la campaña electoral del 28 de abril de 2019 por los que Podemos pagó 363.000 euros.

Los hermanos Waldemar y Gustavo Aguado Butanda son co-propietarios de la marca Neurona y el logo, registrados en el Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI), según publicó el digital mexicano Milenio. Gustavo es, además, junto a César Hernández Paredes dueño de la consultora chavista.

Podemos aseguró que los trabajos realizados para la campaña electoral, y por los que se desembolsó una cantidad importante, fueron elaborados por cuatro componentes del «equipo humano de Neurona encargado de la prestación de los servicios».

Podemos facilitó sus nombres en un escrito: César Hernández Paredes, socio fundador de la consultora y señalado en las pesquisas desde el principio; Carlos Portillo, que se presenta como «escritor, dramaturgo, periodista» y «director creativo de Neurona»; René Ramírez Gallegos y Waldemar Aguado Butanda, «coordinadores» de los trabajos.

Sin embargo, la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional emitió un informe demoledor. Concluyó que Neurona no realizó los vídeos de la campaña electoral. Entonces la formación de Iglesias decidió ampliar el número de trabajadores y citó a 21 supuestos empleados de la consultora chavista contratados supuestamente por Podemos.

En esta nueva lista Waldemar Aguado realiza la función de analista de datos y diseño gráfico. Además, los morados aseguran que el mexicano estuvo en España desde el 28 de febrero al 27 de mayo de 2019 para realizar una estrategia de comunicación durante los comicios.

Ahora, Waldemar Aguado deberá explicar ante el magistrado los supuestos encargos que recibió por parte de la formación morada. El juez también cita a declarar a Germán Cobo Pío, la persona que intercambió mensajes con Elías Castejón, el administrador de Neurona Comunidad SL, la filial española de la consultora chavista, para ordenarle el abono de las facturas.

Caso Neurona

Neurona Consulting es una empresa mexicana que, desde 2014, se dedica a apoyar a candidatos de ultraizquierda de la órbita de Podemos en América del Sur.

«Colaboración en áreas audiovisuales, estrategia de comunicación, argumentarios, etc. (…) la primera vez en la campaña presidencial de Evo Morales en Bolivia. A partir de dicha campaña, Neurona ha trabajado en más de 200 campañas electorales, todas exclusivamente con candidatos y partidos de izquierda en países como España, Portugal, Costa Rica, Ecuador, México, Bolivia, Paraguay, Nicaragua, Venezuela y Colombia», indica la empresa en su web.

Esta empresa está siendo investigada en Bolivia por ocho delitos, tras descubrirse que recibió a dedo 1,8 millones de dólares del Gobierno de Evo Morales por microvídeos propagandísticos. Juan Carlos Monedero, fundador de Podemos, trabajó estrechamente con esta consultora, tal y como admitió él mismo en su programa de televisión En la Frontera.

Gracias a esta vinculación, como avanzó este periódico, Neurona entró en España para organizar las últimas campañas electorales de Podemos. Se convirtió en la consultora de cabecera de Pablo Iglesias para diseñar su estrategia electoral.

Para trabajar en España, Neurona Consulting constituyó ad hoc –un mes antes de las elecciones– la mercantil Neurona Comunidad SL. La mercantil fue creada por el abogado Elías Castejón en el municipio sevillano de Carmona. Esta empresa no ha tenido nunca ni un sólo trabajador, tal y como consta en un informe de la Tesorería General de la Seguridad Social remitido al instructor.

Según ese informe, «una vez consultada la base de datos de la Tesorería le informamos que no se ha localizado en los registros de dicha base de datos, ninguna empresa de razón social Neurona Comunidad SL con CIF: B90428772».

Lo último en España

Últimas noticias