El Govern recurre la designación de un coronel de la Guardia Civil para mandar a los Mossos contra el 1-O

Gobierno-155-PSOE
Jordi Turull.

El gobierno de la Generalitat ha acordado este martes plantear un "requerimiento de incompetencia" contra el "órgano de coordinación" policial impulsado por la Fiscalía, al entender que es "contrario al Estatut" y "vulnera las competencias de la Generalitat de Cataluña".

La semana pasada, el fiscal Superior de Cataluña, José María Romero de Tejada, ordenó que el Ministerio del Interior, a través de su Secretaría de Estado, asuma la coordinación de todas las actuaciones de Mossos d’Esquadra, Guardia Civil y Policía Nacional para impedir el referéndum ilegal del 1 de octubre.

Tras la reunión de hoy del Govern, el conseljero de la Presidencia, Jordi Turull, ha anunciado una batería de iniciativas jurídicas contra las actuaciones de la Fiscalía para frenar el 1-O, entre ellas un "requerimiento de incompetencia" contra la instrucción dirigida a coordinar la Guardia Civil, la Policía Nacional y los Mossos a través del director de Gabinete de Coordinación y Estudios de la Secretaría de Estado de Seguridad y coronel de la Guardia Civil, Diego Pérez de los Cobos.

Este lunes, el mayor de los Mossos d’Esquadra, Josep Lluís trapero, estaba convocado a la primera de estas reuniones de coordinación. Pero Trapero se rebeló y envió a Ferran López, su número 3 y comisario superior de Coordinación territorial del cuerpo, a la reunión de mandos policiales.

A lo largo de todo el día, la policía catalana se resistió a detallar oficialmente qué mando de los Mossos asistiría a la reunión, a la que finalmente el mayor, Josep Lluís Trapero, envió a López.

Lo último en España