Coronavirus en Madrid

El Gobierno de Madrid pide a los hospitales privados camas para derivarles ya pacientes con Covid

El Gobierno de la Comunidad de Madrid ya ha comunicado al sector de la sanidad privada que debe estar lista para poder asumir pacientes Covid derivados de hospitales públicos de forma inmediata. Las plazas extra estarán disponibles desde este mismo martes. La presión hospitalaria generada por la segunda ola, aunque aún está lejos de la saturación, sigue creciendo en Madrid: el 25% de las camas reservadas sólo a pacientes de Covid ya están ocupadas, con 3.180 personas ingresadas y otras 409 en Unidades de Cuidados Intensivos (UCI).

Madrid se está preparando para cualquier contingencia. El Gobierno de la Comunidad confía en que las medidas de restricción de la movilidad que entraron en vigor este lunes sean suficientes como para desahogar de forma sustancial la situación epidemiológica que vive la región. Sin embargo, por si no lo fuera, se ha dado orden de reforzar aún más la red hospitalaria poniendo a disposición de la Comunidad camas de la sanidad privada.

La presión hospitalaria actual está aún muy lejos del colapso, a pesar de que algunas zonas empiezan a notar ciertos signos de ocupación similares a los que se registraron a principios de marzo. Sin embargo, explican fuentes de la Consejería de Sanidad, Madrid está mejor pertrechada para afrontar una segunda ola de lo que lo estaba la pasada primavera.

Madrid, que cuenta con 35 hospitales públicos en la región, dispone de un total de 16.968 camas instaladas. De ellas, 3.180 están ocupadas actualmente por pacientes de Covid, con circuitos separados para mantener a los contagiados al margen del resto de enfermos. Representan el 18,7% de las camas instaladas.

Además, cuenta con un total de 956 camas de UCI. Este lunes, la Comunidad informaba que había un total de 409 de ellas ocupadas por pacientes de coronavirus.

Sin embargo, tal y como explican las fuentes consultadas por OKDIARIO, la infraestructura sanitaria de la región permite adaptarse a la situación que se requiera en cada momento. En condiciones normales, Madrid dispone de 14.000 camas y 600 plazas UCI, pero si se produjese un pico de demanda, podría aumentarse hasta las 24.000 camas y las 1.900 UCI.

A ello hay que sumarle las 1.300 camas y un centenar de plazas de UCI que se pueden desplegar en cualquier momento en IFEMA, capaces de activarse en 48 horas. En caso necesario, las plazas pueden ampliarse hasta 5.000. Además, en noviembre está previsto que entre en funcionamiento el Hospital Isabel Zendal, llamado también hospital de pandemias: una instalación diseñada específicamente para situaciones sanitarias críticas como las derivadas del Covid, que será referente a nivel nacional.

Madrid, explican fuentes del Gobierno regional, quiere evitar a toda costa tener que suspender cirugías programadas tal y como ya ha hecho en el hospital Gregorio Marañón, el 12 de Octubre o el Infanta Leonor. Pero en caso de que el sistema comience a dar signos de ocupación excesiva «podría hacerse», ampliando aún más la capacidad.

La sanidad privada, lista

Pese a que dichas capacidades hospitalarias aún están lejos de una situación de saturación, la Comunidad de Madrid quiere asegurarse que la cobertura sanitaria sea superior a la demandada. Por ello, según ha podido confirmar OKDIARIO, el Gobierno de Isabel Díaz Ayuso ya ha puesto en conocimiento de la sanidad privada que deberán estar listos para recibir pacientes de la red pública.

Será a partir de este mismo martes cuando los pacientes de hospitales públicos puedan ser derivados a centros privados, tal y como ocurrió el pasado mes de marzo. La decisión sobre a quién derivar dependerá de la gerencia de cada hospital, previa evaluación de sus capacidades actuales y los potenciales picos de actividad que vayan detectando.

A la sanidad privada no le coge de improvisto esta petición. Todos los días, la Consejería de Sanidad mantiene una reunión con los gerentes de los hospitales públicos. De esos encuentros son partícipes también los gerentes de los centros privados, por lo que están puntualmente informados de la situación sanitaria en Madrid y de las necesidades que de ellos pueda requerir la red pública.

Madrid cuenta con 49 hospitales privados, el 69% de ellos con concierto con la Sanidad pública. En total suman más de 7.000 camas. Desde este mismo martes, esas plazas pasan a estar a disposición de la Comunidad en caso de que fuesen necesarias.

620 casos y 32 fallecidos

El avance de la pandemia en Madrid en esta segunda ola es preocupante, aunque las cifras parecen dar señas de cierta estabilización. Este lunes, la Comunidad informaba de 620 nuevos infectados y 32 fallecidos en las últimas 24 horas. La incidencia acumulada en Madrid aún se encuentra al alza, con una media de 746 casos por cada 100.000 habitantes en la región.

Por otra parte, el mismo día en que entraban en vigor las medidas de restricción de la movilidad en las 37 zonas básicas sanitarias más afectadas de la Comunidad -distribuidas por la capital y otros 7 municipios-, la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, se reunió con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para coordinar la respuesta conjunta a la crisis sanitaria.

Ayuso ha dicho a Sánchez que «la reivindicación constante no ayuda», en referencia a las manifestaciones organizadas por PSOE, Podemos y asociaciones vecinales para criticar al Gobierno de la Comunidad de Madrid.

Como resultado de la reunión entre Sánchez y Ayuso, el Gobierno central y el autonómico han creado una serie de grupos de trabajo formados por técnicos para adecuar la respuesta a la pandemia. La primera reunión formal ha tenido lugar el mismo lunes por la tarde. 

Lo último en España

Últimas noticias