Bancos

Santander acepta que sus empleados se prejubilen desde los 50 años

Banco Santander acepta incluir a los trabajadores que tienen entre 50 y 54 años en el colectivo que se podrá prejubilar en este expediente de regulación de empleo (ERE).

Banco Santander
Banco Santander financiación

Banco Santander acepta que sus empleados puedan prejubilarse mucho antes de lo que tenía previsto. La entidad ha admitido que se incluya a los trabajadores de entre 50 y 54 años en su colectivo prejubilable, y ha anunciado también a los sinicatos que tiene la intención de cerrar el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) en agosto.

Según han informado fuentes de UGT, el Banco Santander acepta incorporar a los empleados a partir de 50 en las prejubilaciones y les va a ofrecer que abandonen la entidad llevándose una indemnización del 50% de seis anualidades y con un tope máximo de 250.000 euros, además de afrontar el pago del 70% del convenio especial con la Seguridad Social.

El banco ha avisado a los sindicatos que representan a sus empleados de que el periodo voluntario para adscribirse al ERE para los trabajadores de  servicios centrales, centro corporativo y otros departamentos afectados se va a extender hasta finales de marzo, mientras que para la red comercial el plazo acabará a mediados de julio. Precisamente esta última red asumirá el mayor recorte de empleo.

Acompañar a las oficinas

También les ha indicado que las últimas unidades afectadas serán aquellas de servicios centrales que tienen que asistir al proceso del cierre de las sucursales, siendo las principales la unidad de control de red y el área de recursos humanos. El banco de Ana Botín se ha comprometido a responder a los empleados que se adhieran al ERE en un periodo de diez días como mucho, desde que finalice cada periodo de adhesión voluntaria.

Según informa Europa Press, Santander también prevé que las últimas oficinas de las 1.000 que van a clausurar se cierren el 18 de julio de 2021.

Cambio en la movilidad

Esta semana ya hubo noticias de que Santander aceptaba reducir la movilidad máxima que exigiría a sus trabajadores desde 400 hasta 150 kilómetros. Con respecto a sus compensaciones también hay cambios: hasta los 100 kilómetros propone aplicar las compensaciones por kilometraje del acuerdo que firmaron sindicatos y empresa en 2016, al tiempo que solicita un tramo de movilidad de 101 a 150 kilómetros, que compensaría con 4.000 euros anuales durante cada uno de los cinco primeros años de traslado, siendo el criterio de afectación para la movilidad «general».

Se abrirán centros de contact center en Coruña, Santiago, Cantabria, Málaga y Madrid, así como centros operativos en Oviedo, Zaragoza, Valencia, Alicante, Murcia, Badajoz, Sevilla, Toledo, Tenerife, León y Madrid

En cuanto a las primas que se van a pagar sobre la voluntariedad, van a subir a 25.000 euros para los empleados de más de 15 años de antigüedad, a 20.000 euros para todos los que lleven en el banco entre 10 y 15 años, a 10.000 euros para aquellos trabajadores que ocupen el tramo de 5 a 9 años y a 4.000 euros para los de menos de 5 años. También ofrece una prima por trienio consolidado y esta será de 15.000 euros.

A los trabajadores de menos de 50 años les ofrecen dejar el banco con una indemnización de 30 días por año y un máximo de 20 mensualidades

A los trabajadores que tengan menos de 50 años les ofrece dejar la entidad con una indemnización de 30 días por año trabajado, hasta un máximo de 20 mensualidades.

El sindicato Comisiones Obreras ha valorado estos avances pero ha reconocido que «aún están lejos de tener equilibrios para un acuerdo equilibrado», por lo que sigue exigiendo la bajada del perímetro de destrucción de empleo, que por el momento se sitúa en 3.872 salidas y 1.200 recolocaciones.

Hasta 18 ‘call centers’

Por otra parte, buena parte de los anuncios sobre externalizaciones han sido sobre el proceso que propone la compañía para derivar empleos a sus nuevos ‘call centers’ especializados, donde se trabajará en atención telemática o telefónica especializada.

El 60% del personal externalizado serán directores adjuntos y operativos, mientras que el 40% serán gestores comerciales

En cuanto a las externalizaciones, Santander ha informado de que afectarán en su práctica totalidad a la red, no a servicios centrales. El 60% del personal externalizado serán directores adjuntos y operativos, mientras que el 40% serán gestores comerciales. Gran parte será menor de 50 años y se les mantendrá el sueldo actual, la antigüedad y los beneficios sociales.

Los afectados se externalizarán a Santander Operaciones, que próximamente se fusionará con Santander Tecnología y, por tanto, tendrá un convenio colectivo de consultoría (se ocupará de consultoría), y a Intermediación y Servicios Tecnológicos, que se convertirá en Santander Customer Voice y que tiene convenio de contact center (se ocupará de la banca telefónica y el recobro de impagados).

Además, se abrirán centros de contact center en Coruña, Santiago, Cantabria, Málaga y Madrid, así como centros operativos en Oviedo, Zaragoza, Valencia, Alicante, Murcia, Badajoz, Sevilla, Toledo, Tenerife, León y Madrid.

Lo último en Economía

Últimas noticias