Registradores de España

Los registradores anticipan una recuperación de la compraventa de viviendas en el tercer trimestre

La compraventa de viviendas modera su caída en agosto hasta el 12,1% pero suma seis meses de retrocesos

La caída en picado de la compraventa de viviendas podría haber tocado fondo. Esa es la previsión de los Registradores de España, que anticipan una recuperación de las operaciones en el tercer trimestre del año respecto a los tres meses precedentes. Aunque las operaciones ejecutadas en julio y agosto arrojan ya datos para el optimismo, los registradores supeditan cualquier brote verde a la evolución de la pandemia del coronavirus y a un posible nuevo confinamiento.

«El tercer trimestre va mejor que el segundo, así que esperamos recuperar parte de las operaciones perdidas. Todavía no volveremos a la normalidad, pero sí a unos niveles más aceptables de operaciones. A pesar de ello, cualquier comportamiento futuro estará supeditado a la incertidumbre de la recuperación económica», anticipa José Miguel Tabares, vicedecano de Registradores de España a OKDIARIO.

Por el momento, los últimos datos disponibles elaborados por los Registradores de España confirman el descalabro que han sufrido las operaciones de compraventa de viviendas en nuestro país. Este tipo de firmas se hundieron un 42,2% en el segundo trimestre respecto al mismo periodo del año anterior, hasta sumar 76.545 transacciones, y un 39,9% si se toma como referencia los tres meses anteriores. En ambos casos, los datos eran los esperados, dicen los Registradores, que destacan la caída «homogénea» que se ha producido en todo el país.

En total, la última Estadística Registral Inmobiliaria confirma que en los últimos doce meses se han inscrito 443.829 compraventas de vivienda, retrocediendo a niveles anuales de mediados de 2017.

Por tipo de vivienda, el castigo ha sido mayor en la de obra nueva, ya que sólo se han firmado 14.286 compraventas, lo que representa un 41,1% menos respecto al trimestre anterior. En cuanto a la vivienda usada, el descenso fue del 39,6%, hasta las 62.259 operaciones. Aunque el descenso de ambos tipos de vivienda está en línea, los registradores destacan que el impacto en la vivienda nueva es mayor debido al parón de la actividad durante el confinamiento, que habría provocado un retraso de las obras y por extensión de las entregas previstas.

Los extranjeros 

Las restricciones de movilidad entre países también ha impactado en la compraventa de viviendas del segundo trimestre y la previsión es que lo siga haciendo en los próximos meses. En concreto, la compra de vivienda por parte de extranjeros representó el 10,7% sobre el total de operaciones del segundo trimestre, frente al 12% anterior.

Dicho de otra manera, en términos absolutos, los datos de los Registradores desvelan que los extranjeros han protagonizado 8.000 operaciones de compraventa de vivienda, frente a las cerca de 15.000 del primer trimestre. En cuanto a nacionalidades, los británicos han seguido encabezando el ranking, con el 12,3% de las compras totales de extranjeros, seguidos de alemanes (7,2%), rumanos (6,9%), franceses (6,7%), marroquíes (6,4%) y belgas (5,8%).

Los destinos preferidos de los compradores extranjeros son Islas Balears (24,6%), Canarias (24,5%), Comunidad Valenciana (21,7%), Región de Murcia (17,7%), Cataluña (11,1%) y Andalucía (11,0).

Crece el endeudamiento hipotecario

En cuanto al endeudamiento hipotecario por vivienda durante el segundo trimestre ha crecido un 2,3% sobre el trimestre anterior, registrando un importe medio de 129.806 euros. Únicamente cuatro comunidades autónomas han superado la media nacional: Madrid (195.190 euros), Balears (167.440 euros), País Vasco (154.809 euros) y Cataluña (151.597 euros). Diez comunidades autónomas han presentado incrementos trimestrales.

La cuantía media de los tipos de interés de contratación inicial de los nuevos créditos hipotecarios ha sido del 2,2%, descendiendo 0,06 puntos porcentuales con respecto al trimestre precedente.

Los créditos hipotecarios formalizados a tipo de interés fijo han presentado una cuantía media del 2,5%, mientras que en los variables el tipo de interés medio ha sido del 2,0%, mostrando un diferencial que se ha reducido hasta 0,41 puntos porcentuales entre ambos tipos.

La última estadística de los Registradores desvela que las comunidades autónomas con menores cuantías medias han sido País Vasco (1,7%) y Comunidad de Madrid (2,0%), mientras que, en el lado opuesto, se han situado nueve comunidades autónomas con cuantías medias del 2,3% en sus tipos de interés.

Lo último en Economía

Últimas noticias