Red Bull Salzburgo 0-1 Real Madrid

Isco desperdicia otra oportunidad

Isco volvió a desperdiciar otra oportunidad para ganarse la titularidad en el partido que enfrentó al Real Madrid con el Red Bull Salzburgo. Al malagueño le favorecía el cambio de sistema planteado por Zidane, pero su incidencia en el juego del equipo fue nula.

Isco
Isco, en el partido ante el Red Bull Salzburgo (Realmadrid.com)

El novedoso sistema de Zidane utilizado ante el Red Bull Salzburgo dejaba de inicio varios nombres propios. Entre ellos estaba el de Isco, que por fin tenía la oportunidad de jugar en un lugar hecho a medida para él. Con el 3-5-2 impuesto por el técnico madridista, el Real Madrid probaba un sistema que funcionó durante la primera parte y en el que el malagueño podía ser uno de los protagonistas. Con Hazard y Benzema en punta, el jugador podría tener libertad para moverse a sus anchas por detrás, aunque no tuvo toda la incidencia que esperaba.

La no convocatoria de Modric por lesión, dejaba la puerta abierta a que Isco volviera a jugar de inicio. La noticia se confirmó a la par que saltaba la sorpresa por el esquema que utilizaría el entrenador blanco durante el encuentro. En él, Isco debería moverse como pez en el agua, en un puesto que a priori le beneficiaba, jugando algo más cerca de los dos de arriba, haciendo de enganche.

Sin embargo, pese a que el juego del equipo fue mejor que en anteriores partidos y que el conjunto madridista atacó con insistencia durante la primera mitad, Isco no terminaba de aparecer. El malagueño estuvo durante 75 minutos sobre el césped y su incidencia en el ataque del equipo no fue ni mucho menos la esperada.

El malagueño combinó bien con Hazard y Benzema en jugadas poco exitosas, mientras que el verdadero peligro llegaba por los laterales, sobre todo por el izquierdo, donde Marcelo y el belga se encontraban con una facilidad pasmosa. El Madrid trataba de jugar por dentro, pero la figura de Isco no terminaba de coger el peso que debía.

Isco volvió a demostrar que no pasa por su mejor momento. Lejos de sacar la magia que lleva en sus botas, el madridista volvió a desaprovechar otra oportunidad. En momentos en los que suenan Pogba o Van de Beek para reforzar al conjunto blanco y que complicarían su presencia en el once de Zidane, el jugador volvió a mostrarse lejos de su nivel.

Lo último en Deportes

Últimas noticias