Liga Santander

El fichaje de Santi Mina pone en peligro el límite salarial del Celta

Para poder seguir reforzándose tras la llegada de Santi Mina, el Celta de Vigo deberá ahora desprenderse de alguno de sus futbolistas.

Santi Mina con Carlos Mouriño
Santi Mina con Carlos Mouriño (Real Club Celta)

Tras coquetear con el descenso, el cuadro celeste está haciendo un esfuerzo económico sin igual para reforzar su plantilla de cara al siguiente curso. Primero, el Celta de Vigo renovó a Iago Aspas hasta 2023 con la consiguiente mejora de su sueldo. Después se ha hecho con los servicios de Denis Suárez, el fichaje más caro en la historia del club, y también con los de Gabriel Fernández, Joseph Aidoo y Santi Mina, refuerzos que limitaran los movimientos futuros del conjunto gallego.

El fichaje de Santi Mina complica el regreso de Nolito al Celta de Vigo

Y es que, pese al traspaso de Maxi Gómez al Valencia, el Celta de Vigo está cerca de alcanzar su límite salarial, que está por encima de los 50 millones de euros. Esto es algo que ya conoce por boca del club Nolito. El cuadro celeste quiere volver a reclutar en sus filas al atacante de 32 años, que no entra en los planes de Lopetegui, pero para ello éste deberá rebajarse el sueldo.

Además, como ya contamos en OK Diario, el Celta de Vigo no está dispuesto a satisfacer las altas pretensiones del Sevilla por Nolito, al que ha tasado en 3,5 millones pese a terminar contrato en 2020. "Las peticiones del Sevilla son imposibles para nosotros, pero estamos a principios de julio y queda mucho". "A día de hoy es muy complicado", señalaba recientemente Felipe Miñambres, director deportivo del conjunto gallego, al ser cuestionado por el ex del Manchester City.

Lobotka, Emre Mor y Pione Sisto, en la rampa de salida tras la llegada de Santi Mina al Celta de Vigo

Con el fin de poder seguir reforzándose, el equipo vigués deberá desprenderse ahora de alguna de las fichas más elevadas de la plantilla. Lobotka, cuya cláusula es de 50 millones de euros, sería el futbolista con más pretendientes. Además, el eslovaco se ha mostrado dispuesto a abandonar el Celta: "Me gustaría probar algo diferente; en España estoy bien, pero tampoco descarto ir a otro país para jugar en un equipo que se haya clasificado para una competición europea", confesaba hace unas semanas en el diario Dennik Sport de Bratislava.

Además, el Celta de Vigo busca acomodo a Emre Mor, un fichaje ilusionante en su día y que, desde su llegada, se ha convertido en un quebradero de cabeza. El turco estaría cerca de regresar a su país, en calidad de cedido, de la mano del Galatasaray. Por otro lado, el conjunto gallego está abierto a desprenderse de Pione Sisto, aunque hasta la fecha no ha recibido ninguna oferta que le satisfaga.

Lo último en Deportes

Últimas noticias