Tour de Francia: Etapa 16

Ewan se convierte en el amo de los sprints del Tour

Tuvo que esperar más de una semana para estrenar su palmarés en el Tour de Francia, pero ahora se siente imparable. Caleb Ewan sumó su segundo triunfo consecutivo al sprint en Nimes convirtiéndose en el primer corredor en ganar dos llegadas masivas en lo que va de Tour. El australiano le volvió a robar la cartera al italiano Elia Viviani y al treno del Quick Step en una etapa frenética.

La última oportunidad de los corredores rápidos antes de París no concedió ninguna oportunidad a una fuga que fue cazada a cuatro kilómetros de meta, aunque perfectamente pudo ser abortada a 60 cuando se desataron ligeras hostilidades. Los favoritos se pensaron si aprovechar el viento para montar un abanico, pero finalmente decidieron guardar fuerzas pensando en las tres etapas alpinas que restan.

Así las cosas, las cartas quedaron marcadas. Habría sprint y el escenario sería el habitual de este Tour: treno del Quick Step y triunfo de otro sprinter que no fuese Viviani. Ewan, a sus 25 años, demostró que su tamaño de bolsillo no es un impedimento para vencer a otros corredores más pesados. Sus piernas le permiten desarrollar 70 km/h casi sin inmutarse y eso fue definitivo ante el cansancio de sus rivales.

En otro orden de cosas, las caídas aparecieron para los favoritos. Geraint Thomas se fue al suelo sin consecuencias en el ecuador de la etapa, Jakob Fuglsang –octavo en la general- tuvo que abandonar por una conmoción y Nairo Quintana se cayó en los kilómetros finales perdiendo un minuto. El Tour ya no tendrá que volver la tensión de las llegadas masivas hasta el domingo y ya tiene un gran dominador entre los hombres rápidos: Caleb Ewan.

Lo último en Deportes