Alimentación infantil

¿Hasta cuándo es necesario esterilizar el biberón del bebé?

Descubre hasta qué edad es necesario esterilizar el biberón del bebé después de cada uso y también las distintas técnicas de esterilización.

esterilizar el biberón
Descubre hasta qué edad esterilizar el biberón del bebé

El concepto de esterilización se convierte en algo familiar en cuanto el bebé comienza a tomar la leche materna en biberón o sobre todo, en el caso de que el recién nacido se alimente con leche de fórmula, pero ¿es necesario que el biberón se esterilice en todo momento? Veamos entonces hasta cuándo es necesario esterilizar el biberón del bebé.

Ante cualquier duda y en la práctica, todo lo que el bebé se lleva a la boca se de esterilizar. No es el caso del pezón de la madre, ya que produce calostro y, posteriormente, la leche materna, contiene anticuerpos que protegen al bebé y ayudan a sus defensas inmunes aún subdesarrolladas.

¿Hasta cuándo es necesario esterilizar el biberón del bebé?

esterilizar el biberón

Pero en el caso de los biberones, las tetinas, e incluso el sacaleches, se deben esterilizar con algunas de las técnicas al respecto y en cuanto al tiempo que debemos hacerlo, hay  pediatras que afirman que solo debe hacerse durante los primeros 3 meses, otros hasta el año de edad. Entonces ¿con qué recomendación es mejor quedarse?

Hablando en general y si usamos un poco el sentido común, existe una tendencia a abandonar la esterilización cuando el bebé comienza a gatear en el suelo (algo que se suele producir alrededor de los 7-8 meses de edad) y a manipular juguetes que son adecuados para que el bebé se los lleve a la boca (como los que alivian el dolor en las encías) cuando crecen los dientes.

A partir de esa edad, las defensas del bebé serán también mayores, por lo que si deseas seguir esterilizando el biberón no habrá problema, pero en principio tampoco pasará nada por lavar bien el biberón con agua y jabón y dejar que se seque adecuadamente.

Por otro lado, también es aconsejable lavarse bien las manos cada vez que cojas al bebé. Esto se aplica a todos aquellos que entran en contacto con el niño: abuelos, amigos, hermanos … cualquiera.

Además, una vez el bebé haya cumplido los 8 meses, es importante garantizar al bebé un ambiente limpio, lavando a fondo todo lo que entre en contacto con el bebé, desde platos hasta juguetes. Piensa que el bebé se podrá mover con más independencia y es posible que coja de todo entre sus manos para intentar además, llevárselo a la boca, de modo que no evitemos cualquier higiene que nos sea posible.

Técnicas de esterilización más comunes

Volviendo a cómo proceder con la esterilización, los biberones y las tetinas se deben lavar a fondo con agua y detergente y luego enjuagar bien para eliminar los residuos del detergente para lavar platos utilizado. Una vez hecho esto, se puede proceder con la  esterilización en caliente  que se puede hacer:

  • Con agua hirviendo al baño maría (el método más tradicional y efectivo);
  • En el microondas;
  • Con un esterilizador específico.

En los tres casos, el poder germicida del calor se explota cuando el agua alcanza los 100 grados.

En el caso particular de utilizar un dispositivo especial que va enchufado a la electricidad, comprobarás como el agua se en vapor. El agua hierve, se convierte en vapor que tiene un poder germicida. El biberón, desmontada en sus partes, se inserta en el dispositivo que debe tener un sello hermético y una válvula de seguridad para la salida de vapor.

Además un buen esterilizador debe tener un temporizador y un mecanismo de seguridad para que se escape el vapor antes de abrirlo.

Lo último en Bebés

Últimas noticias