Cuidados del Bebé

Acciones efectivas cuando el bebé no deja de llorar

Acciones efectivas cuando el bebé no deja de llorar
0 Comentar

No hay que esconderlo ni mentir al respecto. No, hay que reconocer que, como padres, una de las situaciones que nos puede crear más estrés, angustia e incluso agobio o bloqueo es la que sucede cuando el pequeño no deja de llorar.

En ese caso, lo primero que hay que hacer es tener paciencia y mucha calma para, a continuación, proceder a realizar los cuidados iniciales que se considera que, de manera habitual, son los responsables de ese llanto. Nos estamos refiriendo a que hay que comprobar que no tiene el pañal sucio y en caso contrario cambiárselo; darle el pecho o el biberón, para ver si es que posee hambre; y finalmente comprobar que no tiene frío ni calor.

Una vez realizadas esas operaciones llega el “momento de fuego”, el de comprobar si las medidas adoptadas le han calmado o si no han servido para nada. Así, si continúa llorando, lo que habrá que hacer es acometer ciertas acciones que se consideran efectivas y apropiadas para alcanzar el objetivo citado, que pare el llanto:

Cambiar la postura que tiene en la cuna

Como seguramente sabrás, una de las principales causas que durante los primeros meses de vida provoca los lloros y la inquietud de un bebé son los cólicos y los correspondientes gases. Por eso, puede ser que tu hijo presente un llanto incontrolado por esa causa. De ahí que lo recomendable sea, por tanto, que procedas a cambiarle de postura pues puede ser que eso le alivie de manera contundente.

Llevarlo a un lugar más tranquilo

Muchos son los estudios que, en los últimos años se han procedido a realizar respecto a la vida de los bebés, y esos, entre otras muchas cosas, han venido a dictaminar que, en numerosas ocasiones, experimentan sensaciones de estrés. Así, por ejemplo, vivirán las mismas cuando haya ruidos elevados en la habitación donde está, cuando haya varias personas a la vez hablando, cuando exista mucha luz…

En ese caso, la mejor acción y la más efectiva que existe consiste en proceder a llevarlo a otro cuarto más tranquilo y adecuado a su situación. En concreto, este debe tener una luz tenue, debe estar en silencio, debe encontrarse a una temperatura adecuada…De esta manera conseguirá relajarse y comenzar a dejar el llanto de lado.

llanto-1

Cogerlo en brazos

Aunque existen muchas teorías acerca de lo recomendable o no que es coger a los niños en brazos cuando están llorando, no podemos olvidar que, en muchos casos, esa acción resulta totalmente efectiva y útil. Y es que puede ser que el pequeño simplemente necesite sentir el contacto de sus seres queridos, que requiera sentirse protegido y mimado por su mamá o papá en ese momento. Por eso, no dudes en recurrir a esta medida si la consideras oportuna y antes de que te puedas volver “loca” con los llantos incontrolados de tu hijo.

Salir a dar un paseo

De la misma manera, como nos sucede a los adultos en más de una ocasión, puede venirle bien a tu hijo salir a la calle, que le dé aire fresco y así dejar de lado el estrés o la angustia que pueda estar sintiendo en ese mismo momento. Por eso, no dudes en vestirlo adecuadamente, según la época del año que sea, y opta por salir juntos a dar un paseo. De esta manera, los estímulos que tendrá, como pueden ser sonidos o colores, le ayudarán a relajarse y a dejar de llorar.

llanto-3

Otras acciones efectivas

Sin lugar a dudas, las acciones más efectivas para conseguir que el llanto de tu bebé cese son las que te hemos dado a conocer en los apartados anteriores. No obstante, no te olvides que existen otras que también pueden resultar muy útiles, entre las que se hallan las siguientes:

  • Hay pequeños a los que les relajan los sonidos que son muy monótonos. Por eso, puedes optar, por ejemplo, por hacer uso del secador o de la aspiradora.

  • De la misma manera, hay niños que cesan su llanto en el momento que escuchan alguna canción que les gusta. Por eso, puedes probar a ponerle alguna nana o bien alguna composición que le atraiga especialmente.

  • Otra alternativa consiste en colocarle en la sillita del coche y darle un paseo en el vehículo. Así hay padres que, por ejemplo, para que sus hijos se duerman no dudan en sacarlos cada noche a darles una vuelta en el automóvil pues eso les relaja.

Por supuesto, no te olvides de otros dos aspectos importantes:

-Si te sientes absolutamente desbordada, cansada y agobiada, pide ayuda a tus seres queridos.

-En el caso de que consideres que tu hijo tiene un llanto incontrolable, que has hecho todo lo indicado y que sigue llorando, llévalo al pediatra porque puede ser que suceda algo que a ti se te está pasando por alto.

Temas

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias