Bebé lanzado al río

«No lo queríamos»: la confesión del padre de 16 años que lanzó a su bebé recién nacido al río

Era un bebé «no deseado» y había nacido muy recientemente. Esas son dos de las pistas que tienen los Mossos d’Esquadra en estos momentos sobre el presunto homicidio del bebé a manos de su padre, un adolescente de 16 años. «No lo queríamos» confesó a los agentes al ser interrogado, tras intentar engañarles diciendo que había sufrido un atraco.

El presunto homicida del bebé en Sant Adrià de Besòs admitió a los Mossos que «no querían» al recién nacido y se deshicieron de él. Los agentes ya están buscando en todos los hospitales pruebas del nacimiento de un niño, aunque la investigación apunta a que el alumbramiento habría tenido lugar en un domicilio sin control. Ya se ha localizado a su madre.

Fue el padre del menor, de 16 años, quien llamó a los Mossos d’Esquadra a última hora de ayer para informar que su hijo no había vuelto a casa. Poco después, volvió a informar que el joven había aparecido mojado y que había sufrido un «atraco», por lo que se les pidió que visitaran la comisaría para aclarar lo sucedido.

Paralelamente, los agentes investigaban una denuncia de unos transeúntes que habían visto como un joven intentaba enterrar lo que parecía un cuerpo. Los investigadores creen que se trataba de la maleta con ropa ensangrentada que fue hallada posteriormente.

La descripción física y del atuendo del joven encajaba con la del menor de 16 años. Tras preguntarle por su relación con esto, confesó que se había deshecho de su hijo recién nacido. Lo había tirado al agua porque él y su pareja, madre del menor, «no lo querían» explican fuentes de la investigación por presunto homicidio.

Vaciar el río

La zona del río Besòs, donde se busca al bebé, baja con un gran caudal de agua después de la semana de lluvias en el este de España registradas la pasada semana. Por ello, una de las prioridades de los bomberos y los servicios de emergencia que rastrean el cauce del río es disminuir su nivel. Se están abriendo compuertas y pequeñas presas para desaguarlo y dejar al alcance de la vista el lecho, por si el cuerpo pudiese tener adherido algún tipo de peso.

El presunto homicida ha quedado detenido en dependencias policiales. Los agentes que se personaron en el lugar de los hechos encontraron una maleta con ropa y restos de sangre, que ya han sido puestos a disposición de técnicos de policía científica para su análisis en un laboratorio. Los restos de sangre se hallaron en una camiseta de adulto. Deberán determinar si se trata de sangre del bebé desaparecido. La búsqueda comenzó de noche, con la ayuda de un helicóptero de los Mossos equipado con una potente luz para iluminar la zona, aunque no ha tenido resultado alguno.

Lo último en Sociedad

Últimas noticias