Progresistas y liberales, juntos por España y Europa

Progresistas y liberales, juntos por España y Europa

Muchas veces he criticado que las estrategias de los populistas estén por encima de la defensa del interés general de los ciudadanos. Siempre he considerado que los políticos de España (y de todas partes) deberían pensar también a largo plazo y no sólo en los votos para las próximas elecciones. Fiel a ese convencimiento y a mis principios, planteé a los miembros del Consejo Político de UPyD la colaboración con el partido de Ciudadanos para los próximos comicios sin que esto supusiese la disolución de nuestra formación. La propuesta salió adelante con el respaldo del 86% de los votos a favor.

Abogue por esta fórmula porque estoy convencido de que, tal y como está la política en España y en Europa, debemos unirnos los que tenemos ideas parecidas y moderadas para combatir a los que quieren destruir las instituciones y las reglas de convivencia que tanta paz y prosperidad nos han traído.  Es tremendamente preocupante que el PSOE sea de facto la marca blanca de Podemos y que el Partido Popular abrace sin rubor todas las medidas de VOX. Todo esto es aún más grave si añadimos que el presidente Sánchez es el principal socio y garante de la estrategia separatista y de desprestigio institucional de nuestro Estado de Derecho.

En Europa la situación no es mucho más halagüeña. Además de las consecuencias catastróficas que podría desatar el Brexit, también es preocupante la deriva autoritaria y nacionalista de los países gobernados por partidos populistas, como Polonia, Italia o Hungría, los cuales muestran poco respeto al reglamento europeo y torpedean cualquier intento de desarrollar una política europea común en cuestiones tan importantes como la inmigración. Con este panorama, lo irresponsable sería no buscar sumar y unir fuerzas con los moderados para combatir ideológicamente a los que se han ido a los extremos. Entiendo que algunos vean en esta decisión un riesgo para el futuro de UPyD, pero yo me pregunto si nos preocupa más nuestro futuro como partido o el futuro de la ciudadanía en general.

Por supuesto, me esforzaré para que UPyD siga defendiendo los principios de regeneración democrática y de progreso. Por mucho que demos un paso al frente para colaborar con otras formaciones, nuestra defensa de ideas socialdemócratas no las olvidaremos, y aunque algunas parezcan obviedades, hay que seguir peleando sin descanso para garantizar la igualdad de oportunidad para todos los ciudadanos, luchar contra cualquier tipo de discriminación, promover medidas de protección del medioambiente y mejorar la calidad de servicios públicos esenciales como Sanidad, Educación o Justicia.

Últimas noticias