Mercado de trabajo

La reforma laboral que quiere derogar Sánchez permite que el empleo crezca a un mayor ritmo que el PIB

Pedro Sánchez, presidente del Gobierno @Getty
Pedro Sánchez, presidente en funciones.

La reforma laboral que quiere derogar el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, si gana las elecciones el próximo 10 de noviembre ha permitido que en los últimos tres años de recuperación económica el empleo haya crecido por encima de la economía española durante 24 meses. Es decir, durante dos años completos, algo inédito si se compara con el periodo expansivo previo al estallido de la crisis de 2008.

Las medidas de flexibilidad laboral, más allá de aminorar la creación de empleo, como han denunciado sindicatos y formaciones de izquierdas, permite que en épocas de expansión económica el crecimiento se traduzca en una creación de empleo más elevada todavía.

Por ejemplo, mientras que durante el segundo trimestre de este año la economía se desaceleró al 2% interanual, el número de ocupados avanzó un 2,49%, prácticamente cinco décimas más que el repunte del PIB en ese trimestre. En el primer trimestre la economía creció un 2,2%, y la ocupación lo hizo un 2,75%.

Lo mismo pasó durante prácticamente todo el año 2018. Sólo en el primer trimestre del año creció más el PIB que la ocupación. En el cuarto trimestre de 2018 la economía avanzó un 2,1% y el empleo un 2,6%, también cinco décimas más.

En cambio, durante el periodo de crecimiento que se registró ente 2004 y 2017, antes de la crisis económica que estalló en España en 2008 y que disparó el desempleo y la quiebra de empresas, el PIB crecía más que el empleo, algo que impedía que se redujeran las altas cifras de paro estructurales que siempre han sido una nota característica de la economía nacional (ver gráfico adjunto).

Pero no todos los cambios legales han sido positivos. En cambio, fuentes empresariales advierten a este periódico que la desaceleración en la creación de empleo que se ha producido en el último trimestre se debe al único cambio significativo en el mercado de trabajo que se ha producido durante el mandato de Pedro Sánchez: la subida del Salario Mínimo Interprofesional, que el PSOE ha prometido que seguirá impulsando si gana las elecciones.

Los perjuicios de la subida del SMI

Un informe de la consultora Freemarket titulado ‘Economía española: una era de expectativas inciertas y limitadas’ sacó a relucir que la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) impulsada por Pedro Sánchez provocará en el mercado laboral español. La consultora presidida por Lorenzo Bernaldo de Quirós comenzaba el informe criticando con dureza las medidas del Gobierno de Pedro Sánchez en el ámbito laboral. "Las ideas planteadas recientemente por el Gobierno no van en la dirección correcta y algunas de las ya implantadas, léase la elevación del SMI, van a tener efectos distintos a los esperados", señalaban desde Freemarket.

La tesis conforme a la cual el alza del SMI no ha tenido un impacto negativo sobre la demanda de mano de obra "es prematura" a ojos de la consultora y, por tanto, "resulta poco consistente a la vista de la literatura disponible sobre la materia y la experiencia comparada". En cualquier caso, Freemarket recordaba en el documento que "el mercado no reacciona de manera inmediata a una iniciativa de esa naturaleza, sino en el medio-largo plazo".

Por ahora, el último dato que se conoce sobre la evolución del mercado de trabajo es que la creación de empleo se ha estancado en España. La Seguridad Social cerró septiembre con un aumento medio de 3.224 afiliados, su peor dato en este mes desde 2013, cuando perdió 22.242 ocupados, según las estadísticas del Ministerio de Trabajo. Es una subida de apenas el 0,02% que indica que la desaceleración y medidas como el SMI ya están haciendo mella en el mercado laboral.

Lo último en Economía

Últimas noticias