Caballos

5 tips para la limpieza diaria de tu caballo

A la hora de realizar la limpieza diaria de tu caballo, es muy conveniente tener en cuenta algunas pautas importantes. Toma nota de ellas.

Limpieza diaria de caballo
¿Qué saber para la limpieza diaria de tu caballo?

La limpieza diaria de tu caballo es una cuestión fundamental. Su objetivo trasciende a la necesidad de mantener la buena estética de su pelaje. El aseo de los equinos es garantía de buena salud, desarrollo físico y facilidades cognitivas para el animal. Todos los aspectos vitales del ejemplar guardan estrecha relación con el cuidado de su piel.

Fijarnos en el aspecto, color y textura del pelaje, nos indica cómo está el caballo a nivel de salud interna. Cualquier cambio en este elemento será de utilidad para prevenir enfermedades. Añadido a esto, ofrecer estos cuidados habituales al animal, estrechará nuestro vínculo con él. Pensando en esto, a continuación te damos 5 tips para realizar labores de aseo a caballos.

Ten un kit de limpieza completo

El aseo de tu caballo puede ser un poco costoso a nivel económico. No obstante, lo mejor es contar con todos los aditamentos necesarios. Entre estos figuran la Almohaza, bruza, los cepillos de raíces, peine, limpiacascos y una esponja húmeda. También es importante tener limpiasudor, para eliminar los líquidos de la piel del animal.

Muchos de estos elementos de limpieza deberán ser substituidos cada cierto tiempo por el desgaste. Para una correcta convivencia con nuestro gran amigo, no es correcto escatimar esfuerzo cuando se trata del aseo de los caballos.Limpieza diaria de tu caballo

La frecuencia depende de algunos factores

Existen muchos tipos y frecuencias de limpieza de un equino. Por ejemplo, si el ejemplar habita constantemente en un establo debe ser aseado a diario. En contraste, un caballo que habita en libertad podrá someterse a una limpieza menos frecuente. De dos a tres veces por semana será más que suficiente en este caso.

¿Qué deberás limpiar?

La limpieza diaria de tu caballo comienza retirando el barro de todas las zonas corporales. Lo mismo se hace con el sudor, para lo cual se implemente el cepillo de raíces. Con la esponja húmeda se asean los ollares, el ano y los belfos. También se debe desenredar la cola enjabonándola y peinándola.

Limpieza diaria de tu caballo: utiliza esponjas diferentes

El hábito de realizar las limpiezas de zonas puntuales con una sola esponja es un error. Lo correcto es implementar una para los belfos y ollares y otra para el ano y el maslo. Al finalizar, se debe recurrir al limpia sudor para secar el pelaje del animal.

Refresca sus extremidades

Generalmente, en el momento de limpiar las patas del caballo lo que se suele utilizar es agua. Esto no solo tiene la finalidad de limpiar el sucio: hacerlo refresca al animal y relajarlo un poco. De hecho, para esto es muy útil usar una manguera, dándole algo de presión al chorro. Esto servirá como terapia de relajación para los tendones del equino.

Es fundamental que los dueños no descuiden la labor de limpieza de sus caballos. Además de ser más complicada con la acumulación de suciedad, es una oportunidad perfecta para vincularnos a cada ejemplar.

Lo último en Mascotas

Últimas noticias