Animales

Cómo alimentar a un pollito desde su nacimiento

Los pollitos también suelen estar en los hogares como mascotas

alimentar a un pollito
Los pollitos también suelen estar en los hogares como mascotas

Muchas personas tienen un pollito en casa, como mascota, lo que supone una gran responsabilidad pero también un privilegio, ya que verás crecer a un animal realmente bonito y especial. Si quieres saber cómo alimentar a un pollito, sigue leyendo y toma nota de cómo hacerlo de manera correcta para que tenga todo lo que necesita.

Cuando adquieres la responsabilidad de tener un animal en casa, es muy importante tener claro cuáles son los cuidados que necesita y todo lo que haga falta para que pueda desarrollarse y vivir en las mejores condiciones posibles.

Pasos para alimentar a un pollito de forma correcta

  1. Lo primero que tienes que hacer elegir una comida que sea muy fina y de calidad, así el pollito crecerá fuerte. Debe tener vitaminas y nutrientes suficientes para la época de desarrollo en la que se encuentra el animal, siendo lo habitual un pienso granulado de iniciación que puedes encontrar en tiendas especializadas.
  2. Las migas de pan también son un buen recurso, siempre que sea pan “de verdad”, no pan de molde, por ejemplo.
  3. Debe haber siempre un recipiente con agua a disposición del pollito, uno que sea cómodo y lo suficientemente fuerte y resistente para que no lo pueda tirar ni mover al beber o pasar a su lado.
  4. Desde el principio tienes que enseñarle a comer y beber de su comedero y su bebedero, y si los primeros días le cuesta puedes dejarle migas de pan en el suelo o darle de beber con una jeringa o mini biberón.
  5. El comedero debe ser plano y estar cerca para que no tenga que recorrer mucha distancia para poder comer. No le pongas demasiada comida en él.
  6. Cuando tu pollito cumpla dos semanas ya podrás incorporar a su dieta comida que tenga fibra y más vitaminas, mezclando entre su pienso garbanzos, plátano maduro, huevos o pan, entre otros. Por supuesto, cualquier alimento debe estar triturado o molido para que pueda comer sin dificultades. Estos alimentos le proporcionarán energía y lo fortalecerán.
  7. A partir de la tercera semana ya puede tener comida más densa que le permita ganar peso, como migas más grandes o pienso que esté menos granulado.
  8. Cuando ya ha cumplido el mes puedes mezclar con su comida a un par de gusanos, le aportarán todo lo necesario para que se haga grande fuerte.

Lo último en How To

Últimas noticias