LAYA SEGUIRÁ IMPUTADA

La ‘X’ del ‘caso Ghali’ era Sánchez: el juez dice que la operación «la dirigió el presidente»

'Caso Ghali'
'Caso Ghali'.

El caso Ghali es el caso Laya y el caso Laya es el caso Sánchez. El titular del Juzgado de Instrucción Número 7 de Zaragoza, Rafael Lasala, a cargo de las pesquisas sobre la entrada en España del líder del Frente Polisario Brahim Ghali, apunta en un auto del 10 de marzo que «el Presidente del Gobierno dirigía esta actuación conjunta». Lasala señala así la ‘X’ de este caso en el que «la decisión última correspondía al Presidente del Gobierno», Pedro Sánchez, «sabiendo los Ministros de Interior y de Defensa que por tal decisión habían de comunicar a determinadas Autoridades y funcionarios de sus departamentos que siguieran las instrucciones que diera Camilo Villarino sobre este particular». Esta actuación, sin embargo, «es inobjetable penalmente», avisa el magistrado.

El juez, además, ha acordado el archivo de la investigación para el exjefe de gabinete del Ministerio de Asuntos Exteriores Camilo Villarino, pero ha desestimado la petición de la Abogacía del Estado de cerrar las diligencias sobre la exministra Arancha González Laya. Hay que recordar que Villarino afirmó que fue la ex ministra quien le ordenó la entrada de Ghali, el pasado 18 de abril de 2021 por la base aérea de Zaragoza para atenderle por Covid en un hospital de Logroño pero «no fue la única».

«El Presidente dirigía la operación»

En el marco de la resolución de 13 folios y tras repasar los hechos hasta ahora recogidos en el procedimiento, el juez ha subrayado que -teniendo en cuenta que participaron autoridades y funcionarios de Exteriores, Interior y Defensa- lo que le dice la ley es que «el Presidente del Gobierno dirigía esta actuación conjunta» aunque avisa que no ve delito: «Es inobjetable penalmente».

«Pues bien, promovida la cuestión por la titular de Asuntos Exteriores tras recibir una llamada desde Argelia, la decisión última correspondía al Presidente del Gobierno, sabiendo los Ministros de Interior y de Defensa que por tal decisión habían de comunicar a determinadas Autoridades y funcionarios de sus departamentos que siguieran las instrucciones que diera Camilo Villarino sobre este particular», ha señalado.

El titular del Juzgado ha admitido que es «poco» lo que se ha conseguido en el marco de la investigación y ha asegurado que, a la espera de alguna diligencia encaminada fundamentalmente hacia la acreditación de la posible falsedad y otra sobre ficheros policiales, «es sumamente improbable encontrar algún indicio más, más aún cuando han sido invocados frecuentemente deberes de secreto profesional cuando no la Ley de Secretos Oficiales».

Así las cosas, el juez ha aprovechado su escrito para indicar que las gestiones del Ejecutivo «reflejan la buena voluntad de quien decide ayudar al enfermo y una actitud humanamente irreprochable». Pero ha subrayado que el médico responsable de la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital de Logroño llegó a advertir de que la atención médica que Ghali había recibido en Argelia era «prácticamente» la misma que hubiera recibido en Logroño.

Villarino, sobreseído

Lasala ha desestimado parcialmente la solicitud de los servicios jurídicos del Estado. «Sobreseo provisionalmente estas actuaciones únicamente respecto de Camilo Villarino, prosiguiendo en lo demás la instrucción de las mismas», ha indicado.

La decisión del juez tiene lugar después de que el pasado 8 de febrero la Abogacía del Estado pidiera el archivo de la investigación que se sigue sobre la exministra y su jefe de gabinete Camilo Villarino. La defensa considera que no hay elementos que permitan acreditar un posible delito de prevaricación, encubrimiento o falsedad por parte de ninguno de los excargos del Gobierno.

En 18 folios, los servicios jurídicos del Estado insistieron en que los hechos acreditados en el marco de la investigación «no son constitutivos de delito alguno». «Procede, por lo tanto, que no se alargue innecesariamente una instrucción respecto de mis investigados, por las afecciones y consecuencias desfavorables que para ellos supone», señaló. Ello, subrayó, «sin perjuicio de la eventual continuación o mantenimiento de las actuaciones en relación a otros investigados en cuanto al posible delito de falsedad».

El magistrado ha asegurado en su auto que «todo parece apuntar» a que Camilo Villarino «tan solo fue informado desde el Ministerio de Interior de la pendencia de causas penales contra Ghali cuando ya llevaba varios días en España (…) sin que antes se le hubiera informado sobre tal particular por quien le escogió como profesional muy cualificado para gestionar la llegada a España» Así las cosas, ha concluido que Villarino es «alguien ajeno al núcleo de personas que hubieran sabido del interés judicial sobre Brahim Ghali».

Salvar a Pedro Sánchez

González Laya decidió salvar a su ex jefe, Pedro Sánchez, en el caso Ghali. La socialista está imputada en esta causa por seguir presuntamente las órdenes del presidente del Gobierno, según fuentes consultadas por OKDIARIO, en el plan orquestado para acoger al líder del Polisario en España, informó Teresa Gómez.

Sin embargo, la ex ministra ha impedido que el magistrado Lasala continúe avanzando en la investigación, ya que Laya se ha negado a confesar quién le dio la orden, al no declarar amparándose en la Ley de Secretos Oficiales. Con esta postura, la ex ministra confirma que ha recibido directrices desde arriba pese a que opte por mantenerlas bajo secreto.

Ghali llegó a la Base Aérea de Zaragoza el 18 de abril en un avión medicalizado, acompañado por al menos otra persona, para que le trataran de la Covid severa que padecía y fue tratado en el hospital San Pedro de Logroño bajo una identidad falsa.

Según la versión del diplomático, fue la socialista quien le llamó y le dijo que «se ha decidido admitir a Ghali en España». Por ello, aseguró que no creía que fuera una decisión de ella «sólo por sí y ante sí, es decir, el Gobierno no es un reino de taifas», subrayó. Tras escuchar en sede judicial a al ex jefe de gabinete, el juez Lasala decidió imputar a la ex ministra para que acudiera a declarar.

Lo último en España

Últimas noticias