Torra se ríe de la Junta Electoral Central y sustituye el lazo amarillo por uno blanco con la misma pancarta

La Generalitat tapa la pancarta con otra con el mismo mensaje pero con un lazo blanco. (Vídeo: Agencia Atlas)

El cambio se ha hecho este jueves por la mañana, con el Presidente fuera de su despacho. Él ha intentado desmarcarse del acatamiento.

El Presidente de la Generalitat, Quim Torra, continúa instalado en la desobediencia. Ingeniándose una fórmula distinta para burlar la resolución de la Junta Electoral Central, y tal como avanzó este miércoles OKDIARIO, Torra ha sustituido los lazos amarillos por lazos blancos con una franja roja, que simboliza el deseo de libertad. Una decisión que le continúa situando al margen de la legalidad, ya que la JEC no solo prohibió la exhibición de lazos amarillos durante la campaña electoral sino también cualquier símbolo de apoyo a los golpistas.

El cambio de pancarta en el balcón del Palau de la Generalitat se ha producido alrededor de las diez de la mañana, cuando trabajadores de la sede de la presidencia han descolgado la pancarta que colgaba hasta entonces para sustituirla por una de prácticamente igual, con la única diferencia de que el lazo amarillo es reemplazado por un lazo blanco con una franja roja. Una pancarta que la Generalitat tenía desde hacía días lista para colgar, en caso de acatar la resolución de la Junta Electoral Central.

De esta forma Quim Torra convierte en vinculante la recomendación del ‘Síndic de Greuges’ aunque evita quedar mal con los electores independentistas ya que él no ha dado órdenes de retirar la simbología. De hecho, en el momento en el que se ha cambiado una pancarta por otra, Torra no se encontraba ni en la sede presidencial ya que está en el Parlament escuchando la presentación del informe anual del ‘Síndic de Greuges’.

Ahora cabrá ver como actúa la Junta Electoral Central, que está tarde tiene previsto reunirse para tomar una decisión respeto la desobediencia de Torra. Teniendo en cuenta que ha acatado parcialmente la resolución de la JEC, en unas horas esta podría obligar a los Mossos a retirar las pancartas e incluso podría trasladar a la fiscalía la desobediencia del presidente catalán.

Lo último en España