El PSOE extremeño sigue regando con subvenciones a CCOO y UGT en pleno escándalo de sus fondos de formación

Guillermo Fernández Vara
El secretario general del PSOE extremeño, Guillermo Fernández Vara (Foto: Efe)

El PSOE extremeño está inmerso en un macro escándalo de fondos de formación que puede superar los cien millones de euros. La Fiscalía y la UCO denuncian sin matices una trama organizada de UGT y CCOO para llevarse los fondos de formación concedidos por los socialistas y financiar con ellos sus gastos sindicales generales a nivel nacional.

La Fiscalía pide que se paralicen las entregas de subvenciones pendientes de asignar que se encuentran dentro de la investigación judicial. Y la respuesta del Gobierno socialista de Guillermo Fernández Vara es conceder más subvenciones para esos mismos sindicatos.

Lo acaba de hacer el Gobierno autonómico extremeño comandado por Guillermo Fernández Vara. Y lo ha materializado con la entrega de dos nuevos paquetes de subvenciones en concepto de fondos de formación por valor de 150.000 euros cada uno. Es decir, 300.000 euros en total que permiten a ambos sindicatos -CCOO y UGT- seguir financiando su labor cuando la Justicia tramita ya el parón e incluso devolución de parte de las ayudas a formación dadas por el Gobierno del PSOE y sometidas a investigación.

La ayuda ha sido reflejaba en el Decreto autonómico 21/2019 en el caso de CCOO, donde se señala en su “Artículo 5. Cuantía y financiación de la ayuda”, que “el importe de la subvención total asciende a 150.000 €, que se financiará con cargo a la aplicación presupuestaria 1308242B48900 y proyecto de gasto 201214040001000 “Ayudas complementarias para la formación”, de los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma de Extremadura para el ejercicio de 2019”.

En el caso de UGT se refleja una redacción similar -también por valor de otros 150.000 euros- en el Decreto previo, el 20/2019.

En ambos casos, además, se señala que “el pago de la subvención se hará efectivo de la siguiente manera: A) Un primer pago anticipado del 75 % de la subvención concedida, una vez notificada la resolución de concesión y aceptada la subvención por parte de la entidad beneficiaria”. Es decir que tres cuartas partes se entregan sin tener certeza de la efectiva realización de la labor encargada en la concesión. “B) Un segundo pago del 25 % de la subvención concedida se hará efectivo previa justificación por la entidad beneficiaria, en los términos indicados en el artículo siguiente, de la realización de, al menos, el 75 % de las actuaciones subvencionables y de haber incurrido en gastos y pagos para su realización, que deberán representar, al menos, el 100 por cien de la cantidad anticipada”, añaden los decretos de concesión de las ayudas.

Hay que recordar que ambas fuerzas sindicales están inmersas en una profunda investigación delictiva en Extremadura en estos momentos. Y que, además, los están por el uso fraudulento de los fondos de formación.
La Fiscalía, de hecho, ha solicitado ya de forma urgente la paralización de las entregas pendientes de las subvenciones ligadas a proyectos de formación presentados por UGT y CCOO en Extremadura y sometidos a investigación judicial, dada la gravedad del fraude descubierto en las diligencias realizadas hasta la fecha y que estarán, seguramente, en torno a los 100 millones de euros.

La Fiscalía ha empezado a dejar constancia de la enorme gravedad del latrocinio de fondos llevado a cabo por UGT y CCOO en Extremadura, tal y como está avanzando día a día OKDIARIO.

La acusación popular del PP considera que el volumen defraudado puede haberse amasado a lo largo de décadas y que su cuantía difícilmente quedará por debajo de los 100 millones de euros.

El escrito del Ministerio Público no deja lugar a dudas sobre las evidencias de delito en el comportamiento de los sindicatos hermanos del PSOE (UGT) y de IU -ahora apadrinado por Podemos- (CCOO). “Respecto a las entidades beneficiarias UGT Extremadura y Comisiones Obreras Extremadura se observa que la mayor parte de los hechos investigados habrían sido cometidos presuntamente” con la participación de entramados comandados por “las entidades IFES Extremadura (UGT) y Forem Extremadura (CCOO)”, señala la Fiscalía.

“En aras del seguimiento de las posibles responsabilidades civiles derivadas de estos hechos investigados el fiscal interesa sin perjuicio de las actuaciones administrativas de repercusión y recuperación de importes de la subvenciones públicas concedidas en esta convocatoria analizada, que se proceda a la retención cautelar del 25% aún no entregado a las distintas entidades beneficiarias, fundaciones y empresas investigadas”, concluye el Ministerio Público.

Los hechos relatados por la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil y por la Fiscalía reflejan que CCOO y UGT participaron en un latrocinio de los fondos de formación regionales. Ambos sindicatos, igualmente utilizaron redes de sociedades interpuestas para camuflar las prácticas y disparar el lucro provocado por el inflado sistemático de facturas.

Con ese fin, ambas formaciones sindicales enchufaron a falsos profesores con sueldos elevados artificialmente para llevarse el dinero de los fondos de formación que repartía sin control la Junta de Extremadura comandada por el socialista Fernández Vara.

Últimas noticias