'Manual de Resistencia' llega a las librerías

La “primera decisión” de Sánchez también es fake: no cambió el colchón porque Rajoy ya lo había donado

pedro sánchez
El presidente Pedro Sánchez posa con la perrita Turca en las escaleras de La Moncloa.

"Mi primera decisión fue renovar el colchón de la cama de matrimonio y pintar nuestra habitación del Palacio de la Moncloa", escribe Pedro Sánchez en su libro 'Manual de resistencia'.

La anécdota más comentada del libro del todavía presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, es la siguiente: “Mi primera decisión como presidente del Gobierno la tomé con mi mujer, Begoña, porque las cuestiones de intendencia se anteponen a casi todo. Esa primera decisión fue renovar el colchón de la cama de matrimonio y pintar nuestra habitación del Palacio de la Moncloa. Decidimos no cambiar más, salvo por razones que entiende cualquiera que haya vivido en un piso amueblado”.

Sánchez explica que tomó esa decisión porque no quería reposar en el mismo colchón que lo había hecho Mariano Rajoy. “El refranero asegura que ‘dos que duermen en el mismo colchón acaban siendo de la misma opinión’, y yo quería mantener mi criterio alejado del de mi predecesor”. Sin embargo, la anécdota es ‘fake’: Rajoy había donado su colchón a una ONG cuando abandonó La Moncloa como consecuencia de la moción de censura.

Los colchones ‘se van’ con sus inquilinos. Algunos, como Calvo Sotelo, quería dormir en el que siempre le había acompañado antes de llegar a La Moncloa y se llevó el suyo. Cuando dejó el Gobierno, hizo lo propio.

La sustitución es inmediata. En consecuencia, el colchón al que se refiere Sánchez no era el del dirigente ‘popular’, que ya no se encontraba en estancias presidenciales. Según fuentes conocedoras de estos temas logísticos de La Moncloa, “probablemente, el personal repuso un colchón de sustitución cuando Rajoy se fue”. En definitiva, Sánchez no se encontró, como cuenta, con el utilizado por el ex presidente.

Es más que habitual, comentan estas fuentes, que los nuevos inquilinos de La Moncloa decidan renovar un objeto tan personal como el colchón. En el caso de Sánchez, como reveló OKDIARIO, no fue sólo eso, aunque el dirigente socialista pretenda mostrar austeridad. El todavía presidente del Gobierno gastó casi 100.000 euros en distintas compras y obras para acondicionar su nueva vivienda.

Sánchez no adquirió un colchón, sino dos, y un canapé, por un total de 2.230 euros, según la información facilitada a este periódico por el propio Departamento contable de La Moncloa, a través del Portal de Transparencia.

A la lista de la compra del nuevo matrimonio presidencial se añadió un sofá modular de tres plazas (599 euros), un cabecero de cama (189 euros) y una cama infantil con cajones y colchón (448 euros). El total de esos conceptos ascendió a 3.466 euros. 

Pedro Sánchez

Además, la entrada de Sánchez y su familia se acompañó de una serie de obras, tramitadas como contratos menores, en el Complejo de La Moncloa. Así, un mes después de la llegada de Sánchez, se encargó la restauración de un muro del jardín, por importe de 44.602,56 euros, según consta en la Plataforma de Contratación del Sector Público. Por la misma fecha se aprobó otro gasto para ‘pintura en distintos edificios del Complejo de La Moncloa’, por 41.589,03 euros.

Patatas a la griega
Fuente: Plataforma de Contratación del Sector Público.

El colchón no fue el único ‘vestigio’ de Rajoy que Sánchez quiso perder de vista. También se equipó el gimnasio con una nueva cinta de correr, por importe de 2.599,44 euros.

Como informó también OKDIARIO, la mudanza del presidente socialista; su mujer, Begoña Gómez y sus dos hijas, al Palacio de La Moncloa, no fue inmediata.

Tras ganar la moción de censura, el 1 de junio, Sánchez y su mujer permanecieron  unos días en su piso de Pozuelo de Alarcón, organizando su nueva vida. El transporte de su mudanza empezó a llegar a La Moncloa dos días después de la votación en el Congreso.

Según informó LOOK, la mujer de Rajoy, Elvira, ya había estado preparando la salida del palacio presidencial desde un día antes de que su marido fuese desalojado.

Últimas noticias