'ESCOLTAGATE'

Iglesias encarga la protección de datos en Podemos a un denunciado por fraude en las primarias

Pablo Iglesias

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha reemplazado José Manuel Calvente, el delegado de protección de datos represaliado por Irene Montero por investigar las irregularidades laborales, financieras y en las primarias de la formación, por un nuevo responsable que ya había sido denunciado por su presunta implicación en el fraude de las consultas.

El recién nombrado especialista de datos de Podemos, Raúl Carballedo, figuraba en las impugnaciones de las primarias del partido que se tramitaron como consecuencia de las numerosas quejas planteadas desde las territoriales tras conocer los resultados oficiales, en algunos de los procesos de elección de candidatos.

Carballedo fue objeto de las investigaciones de Calvente por su supuesta implicación en las irregularidades internas en materia de confidencialidad y en el sistema empleado para la celebración de las primarias.

Tras conocerse que el máximo responsable jurídico de Podemos estaba tras la pista de las incidencias, publicadas en exclusiva por OKDIARIO, que habrían afectado a diferentes incumplimientos legales y administrativos de la formación morada, Irene Montero decidía su cese de manera fulminante.

Según fuentes próximas a la organización de Podemos, su ahora sustituto, Raúl Carballedo, estaría encargándose de regularizar todas las anomalías detectadas, así como silenciando los chats de Telegram susceptibles de comprometer al partido y que estaban siendo objeto de investigación por parte de los dos abogados represaliados.

Primarias opacas

Una de las principales irregularidades desveladas por los abogados purgados, José Manuel Calvente y Mónica Carmona, afectaba a los sistemas informáticos ‘reversibles’ utilizados en los procesos de primarias y en las consultas internas del partido. Varias territoriales de la formación de Pablo Iglesias pusieron en cuestión los resultados obtenidos, entre otras, en la elección de los candidatos aragoneses a los comicios autonómicos del pasado 26 de mayo de 2019.

Tal es así que varios responsables de federaciones territoriales de Podemos pusieron en conocimiento del Consejo Ciudadano Estatal de la formación -uno de sus máximos órganos de control y gestión interna- que los responsables últimos de los procesos de recepción de votos y escrutinio, entre los que se encontrarían el responsable de Comunicación, Juanma del Olmo, y el propio Carballedo, podían identificar el sentido del voto emitido por los participantes. Pese a que, de forma oficial el mismo siempre se ha defendido el anonimato del mismo.

Denuncia en la AEPD

José Manuel Calvente, abogado y delegado de Protección de Datos de Podemos ya denunció a la actual gerente del partido, Rocío Val, y a su secretario de organización estatal, el diputado Alberto Rodríguez, ante la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) por obligarle a incumplir la ley en la materia.

Ambos le habrían instado a que desatendiese sus funciones porque «la ley de protección de datos es tan importante como otras leyes que podemos incumplir«. Y le dieron «instrucciones» a Calvente que «interfirieron gravemente» en su trabajo y en las responsabilidades propias de su puesto como delegado de Protección de Datos, tal y como detalla el propio abogado en el escrito registrado ante la AEPD.

Hasta tal punto, que el asesor jurídico del partido, y abogado personal de Pablo Iglesias e Irene Montero, aseguró haber recibido «amenazas veladas de sanción» por su «desobediencia» a las órdenes recibidas de Val y Rodríguez para cometer infracciones legales que afectaban a datos sensibles.

«Considero que lo que me estás pidiendo contraviene el Reglamento General de Protección de Datos y me pone en un serio compromiso ético y legal, porque me estás pidiendo que incumpla una orden expresa de una responsable de equipo y que facilite el acceso inmediato a datos personales a una persona que no está autorizada expresamente a ello, lo que supondría por mi parte una vulneración legal», respondió el abogado vía Telegram a las peticiones cursadas desde la cúpula de la formación.

«Haz lo que te digo, no voy a discutir cuestiones políticas contigo», exigió Rocío Val al abogado -tal y como consta en el extracto de una conversación de Telegram mantenida entre ambos y en poder de la AEPD- ante las advertencias jurídicas de Calvente, sobre las irregularidades de Podemos en temas sensibles relacionados con datos personales protegidos.

«Creo que me has entendido desde el principio, te he pedido, por directriz política además, que lo hagas de forma inmediata. No te lo voy a volver a repetir José Manuel, porque creo que ya es una negación reiterativa a un mandato directo. No necesito visto bueno de nadie más, que de quien ya lo tengo, cosa que no he de demostrar ante ti», insistió la gerente de la formación morada.

Lo último en España

Últimas noticias