Crisis del coronavirus

El Gobierno impide otra vez a Madrid el paso a la fase 1 pese a cumplir todos los requisitos

La decisión final del Ministerio de Sanidad ha confirmado, como adelantó OKDIARIO, que la Comunidad de Madrid no pasará a la fase 1 del desconfinamiento.

Por otro lado, Sanidad sí ha autorizado dicha fase a 14 distritos sanitarios de la Comunidad Valenciana, Málaga, Granada, Toledo, Albacete y Ciudad Real. A fase 2 acceden Formentera, El Hierro, La Gomera y la Graciosa.

El responsable del Centro de Alertas y Emergencias, Fernando Simón, ha reconocido una «discusión importante» entre Sanidad y la Comunidad de Madrid en las negociaciones de los dos últimos días.

Simón ha afirmado que ha sido «un proceso complicado, duro, que ha requerido muchas horas del personal técnico de las comunidades y del Ministerio».

La presidenta de la Comunidad de Madrid ha reaccionado a través de Twitter con un mensaje muy crítico: «El Gobierno no deja a Madrid pasar de fase y seguirá paralizada. No hay explicación técnica. No somos la región que más % de contagio tiene. Estamos preparados. Se arruinan nuestros comercios y cada semana perdemos en torno a 18.000 empleos».

Simón no ha sabido concretar los criterios que no cumple la Comunidad. Simplemente ha reclamado «prudencia» y ha considerado que la región debe hacer un esfuerzo en los servicios de Atención Primaria y Salud Pública. «Eso no se hace en unos días, hay que dar un margen suficiente», ha justificado. Sin embargo, la pasada semana Sanidad rechazó el cambio de fase aludiendo a las mejoras en el sistema de detección. «La evolución es favorable», ha insistido Simón.

Una ‘fase 0’ suavizada

La Comunidad de Madrid sí podrá  flexibilizar algunas medidas de distanciamiento social y reanudar algunas actividades.

Ese nivel intermedio, que va en línea con lo planteado por la Generalitat para Barcelona y su área metropolitana, recoge algunas medidas como la apertura del comercio sin cita previa, de bibliotecas, de museos a un tercio de aforo y de instalaciones deportivas de alto rendimiento para uso individual y profesional, aunque no los gimnasios. A los velatorios podrán acudir hasta 10 personas y los lugares de culto podrán abrir a un tercio de su capacidad.

No se pemitirían, por ejemplo, las reuniones en domicilios -de hasta 10 personas- o la apertura de bares y restaurantes a la mitad de su capacidad, que son actividades que sí se autorizan en la fase 1, ni tampoco de hoteles.

«Chapuza»

Fuentes del Gobierno madrileño se declararon contrariadas por el planteamiento de Sanidad de una fase 0 suavizada con el levantamiento de ciertas restricciones.

Fuentes de la consejería de Sanidad han hablado de «una invención llamada fase 0,5» con «incongruencias».

«Por ejemplo, el Ministerio no permite abrir terrazas ni celebrar reuniones de más de 10 personas, pero sí acepta celebrar espectáculos culturales de menos de 30 personas en lugares cerrados y con menos de 200 personas si son al aire libre. También permite los mercados al aire libre con un límite de aforo de un tercio del habitual o los velatorios con 10 personas en espacios cerrados y 15 en espacios al aire libre. Eso confunde a los ciudadanos», han señalado.

«El Presidente del Gobierno y el Ministerio de Sanidad siempre hablaron de 4 fases. ¿Por qué cambian las reglas del juego a mitad de partido? ¿Por qué improvisan y nos confunden?», han manifestado estas mismas fuentes, que indican que «en ningún momento hablaron de fases intermedias. Permitirlo ahora genera confusión e incertidumbre, da sensación de chapuza improvisada y supone un agravio entre comunidades autónomas».

La presidenta de la Comunidad de Madrid ya avanzó este jueves que Sanidad se inclinaba de nuevo por impedir a la región el pase a la fase 1 de la desescalada. Pero desde la Comunidad de Madrid se quejaban de que el departamento de Salvador Illa no les ha dado argumentos técnicos para rechazar por segunda vez su petición.

Buenos indicadores

La Comunidad de Madrid ha cumplido todos los criterios de flexibilidad establecidos por el Ejecutivo.

En la anterior ocasión, Sanidad argumentó su rechazo en que la Comunidad de Madrid debía esperar a que el sistema de detección de la Atención Primaria estuviera «más afianzado para el cambio de fase».

Sin embargo, la Comunidad insiste en que los datos asistenciales avalan su solicitud.

Inciden en que el número de hospitalizados ha bajado un 86 por ciento y el número de camas de hospitalización necesarias un 91,61 por ciento mientras que en las UCIs ha descendido un 73 por ciento y el número de camas necesarias un 79,61 por ciento.

Respecto a Urgencias, el número de pacientes pendientes de ingreso fue de 2.654, y el 13 de mayo fue de 164. Destacan también que ha habido un descenso de un 93,82 por ciento.

En Atención Primaria, la Consejería de Sanidad asegura que el número de pacientes en seguimiento domiciliario ha bajado un 90 por ciento, pasando de 24.081 pacientes diarios a 2.244. Además, destacan que el número de pacientes con PCR positiva llegó a alcanzar los 3.300 diarios; y en la última semana se sitúa en los 150 de media.

El Ejecutivo regional también hace hincapié en la disponibilidad de camas, que, a su parecer, cumple los criterios del Ministerio de Sanidad. Así, trasladan que, en hospitalización, el criterio es tener entre 37 y 40 camas de enfermos agudos por 10.000 habitantes, por tanto, necesitarían un máximo de 24.750.

Respecto a la capacidad de UCI, el Ejecutivo madrileño destaca que se requieren entre 1,5 y 2 camas por cada 10.000 habitantes por lo que requerirían 1.340. «Ya disponemos de 1.350 y hemos llegado a tener 1.942. Ahora tenemos 358 camas de UCI ocupadas. Sólo el 18,4 por ciento del máximo ocupado», señalan.

También inciden en el sistema de detección y seguimiento de casos sospechosos. En este sentido, aseguran que se ha potenciado el control de casos sospechosos a través de la puesta en marcha de un Sistema para la detección y seguimiento de contagios y contactos, coordinado por Salud Pública, que incluye, además, a todos los hospitales públicos y privados, Atención Primaria y SUMMA.

Además, destacan que cuentan con más capacidad para realizar PCR, con más de 11.000 diarias, y que están en condiciones de ampliarlas a más de 15.000 PCR.

El Gobierno regional ha realizado en cuatro días, del 11 al 14 de mayo, en laboratorios de hospitales públicos y privados, un total de 13.731 PCR a sospechosos y 763 han dado positivo. Solo un 5,56 por ciento de los sospechosos ha dado positivo.

Asimismo, defienden que cuentan se han comprado más de 500 toneladas de material para tener un stock de equipos de protección individual de 45 días. En mascarillas quirúrgicas tienen 9 millones; 3,4 millones de FFP2; y 9,8 millones de guantes. Desde el Ejecutivo inciden en que cuentan además con planes estratégicos para la vuelta a la normalidad y también para un posible repunte.

Por último, consideran que sería un «agravio comparativo» con otras autonomías. «Hay comunidades y provincias que han pasado de fase con peores datos que la Comunidad», subrayan. Recogen que Madrid es una de las tres comunidades con más pacientes curados por 100.000 habitantes. Madrid, con 603,28 supera a Asturias, con 102,27; Baleares con 129,8; Extremadura con 232,46; Aragón con 263,10; Cantabria, con 363,12; y Navarra con 519,71, todas en fase 1.

En este sentido, hacen hincapié en que el 8 de mayo (día que se anunció qué CCAA pasan de fase), Madrid no lo hizo con una incidencia del 57,15 de casos acumulados por 100.000 habitantes en los últimos 14 días. Por el contrario, ponen el foco en que Navarra y La Rioja sí pasaron con una incidencia del 64,96 y del 63,76, respectivamente. Hoy, según trasladan, Madrid tiene una incidencia acumulada del 38,84, y Navarra, en fase 1, una del 44,33.

Lo último en España

Últimas noticias