Escándalo en Bolivia

España expulsa a tres diplomáticos bolivianos y atribuye el escándalo de la Embajada a una «conspiración»

España expulsa a tres diplomáticos bolivianos y atribuye el escándalo de la Embajada a una «conspiración»
Embajada de México en La Paz, Bolivia (Foto: AFP)

El Gobierno en funciones de Pedro Sánchez ha declarado personas ‘non gratas’ a tres diplomáticos bolivianos, tras la decisión de Bolivia de hacer lo mismo con los españoles Cristina Borreguero -encargada de Negocios- y el cónsul Álvaro Fernández por el escándalo de la Embajada de México.

El anuncio de la expulsión de diplomáticos y funcionarios españoles lo avanzó este lunes la propia presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez.

«El Gobierno constitucional que presido ha decidido declarar persona non grata a la embajadora de México en Bolivia, María Teresa Mercado, a la encargada de negocios de España en Bolivia, Cristina Borreguero, al cónsul de España en Bolivia, Álvaro Fernández, y al grupo de los presuntamente diplomáticos encapuchados y armados», señaló Añez.

«Este grupo de representantes de los gobiernos de México y de España ha lesionado gravemente la soberanía y la dignidad del pueblo y del gobierno constitucional de Bolivia», añadió.

Los expulsados por España son el encargado de Negocios de Bolivia, Luis Quispe; el agregado militar, Marcelo Vargas y Orso Fernando Oblitas, agregado policial.

«Teorías conspiratorias»

En un comunicado de Presidencia del Gobierno, España «rechaza tajantemente cualquier insinuación sobre una supuesta voluntad de injerencia en los asuntos políticos internos de Bolivia».

«Para España cualquier afirmación en este sentido, constituye una calumnia dirigida a dañar nuestras relaciones bilaterales con falsas teorías conspiratorias», dice Moncloa.

España exige al gobierno de Bolivia que «reconduzca y desescale los contenidos de sus afirmaciones y se recupere cuanto antes el buen sentido de confianza y cooperación entre nuestros dos países, tan necesario ahora como siempre».

Sin embargo, «en reciprocidad al gesto hostil» del Ejecutivo boliviano decide declarar ‘persona non grata’ a tres miembros del personal diplomático y consular boliviano, a quienes da un plazo de tres días para abandonar el país.

El viernes, Bolivia acusó a la Embajada de España en La Paz de cometer «atropellos» a su soberanía, después de que personal diplomático -encabezado por la encargada de Negocios en el país- intentase entrar a la residencia de la embajadora de México en Bolivia, María Teresa Mercado.

Los funcionarios iban acompañados de agentes de los GEO «encapuchados» y «presumiblemente armados», según informó el país. La Embajada mexicana alberga a una decena de ex cargos del Gobierno de Evo Morales, entre ellos, ex ministros procesados por acusaciones de terrorismo.

El Gobierno español explicó que la encargada de Negocios, Cristina Borreguero, realizaba una visita de «cortesía» a la embajadora  y negó que tuviese por»objeto facilitar la salida de personas», como denuncia el Gobierno boliviano.

El delegado ante la comunidad internacional del Gobierno interino de Bolivia, Jorge -Tuto- Quiroga, exigió al Gobierno de Pedro Sánchez a abrir una investigación sobre el caso y le reclamó que no diga que fue «un desliz» tener «cuatro encapuchados armados» acompañando al personal diplomático de España a la residencia de la embajadora mexicana.

El dirigente boliviano consideró que tanto Pedro Sánchez como Podemos «deben estar muertos de miedo» de que salga a la luz toda la información que tienen Juan Ramón Quintana y Héctor Arce.

«Ahora están en el co-Gobierno con Sánchez y ahora están muertos de miedo de que desde Bolivia y Venezuela se denuncie y se desvele la enorme cantidad de dinero que le robaron a nuestros países estos señores a nombre de hacer colonialismo constitucional», destacó.

Lo último en España

Últimas noticias