El salvaje delincuente Bódalo en acción

Bódalo-podemos
Bódalo levantando el brazo para golpear a un contrario al libro proetarra.

Curiosamente, lo que denunció el Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) es que "todo acabó con un intento de agresión" a su dirigente Andrés Bódalo. Pero el 22 de abril de 2014, tras la presentación de un libro del diputado de Amaiur Sabino Cuadra, lo que se vivió en las calles de Jaén fue una salvaje agresión por parte del hoy encarcelado edil de Podemos.

Como se aprecia en el vídeo, la policía municipal y agentes de la Nacional separan a dos grupos de manifestantes. Unos, los más lejanos en las imágenes, se quejaban por que en la sede del sindicato se hubiese acogido la presentación de una obra de un parlamentario de la formación heredera de los terroristas de ETA. Otros, los que están en primer plano, gritan consignas antifascistas.

En un momento dado se produce un tumulto en la zona ocupada por los radicales de izquierdas y, como se puede apreciar, es Andrés Bódalo uno de los que empiezan a liarse a puñetazos y patadas contra una persona contraria a la presentación del libro filoetarra. Por aquella agresión, Bódalo fue condenado a 120 euros de multa y a 690 de indemnización al agredido.

Podemos pide indulto

El edil está hoy encarcelado pese a la petición de indulto de sus compañeros de Podemos, al apoyo inequívoco de Pablo Iglesias y de su dirigente regional, Teresa Rodríguez.

Bódalo ha sido detenido y encarcelado en los últimos días tras negarse a entrar en prisión, como era su obligación, tras cumplirse el pasado 29 de marzo el plazo que le dio la Audiencia Provincial. En esos días recibió el apoyo de varios dirigentes de su formación, e incluso la "solidaridad" de la lista blanca de Podemos en el Ayuntamiento de Madrid que preside Manuela Carmena.

Pocas horas después, la portavoz del PP en el Ayuntamiento de Madrid, Esperanza Aguirre, no ha dejado pasar la oportunidad de interpelar a la alcaldesa Manuela Carmena, la única de los primeros ediles de Podemos que no ha firmado el documento de petición de indulto para Bódalo preparado por el partido morado. La popular se ha preguntado si las divisiones que se advierten en la marca blanca podemita en Madrid van a permitir que se ampare a un violento convicto o si la alcaldesa va a a imponer su autoridad.

El libro, llamado Arrojado a los leones, se pretendía presentar en la sede de la Universidad de Jaén. El diputado Cuadra, antiguo militante de organizaciones proetarras, había anunciado que los beneficios del libro los iba a destinar a los expresos de ETA. Aun así, el sindicato del hoy edil podemita encarcelado por agresor decidió acoger el acto.

Fue gracias a un comunicado del PP y a una intensa campaña en las redes sociales que se había logrado suspender el acto, pero el SAT lo terminó acogiendo en su sede llamada ‘Jaén en pie’. Hasta allí se acercaron colectivos contrarios a Amaiur y gritaron consignas contrarias a la celebración de la presentación del libro proetarra.

Lo que nadie preveía es que los supuestos defensores de la libertad del escritor, por muy abertzale que fuera, iban a ser los primeros en agredir salvajemente a quien pensara diferente a ellos.

Lo último en España