El popular destroza dialécticamente al socialista

Rajoy destroza a un Sánchez al que tilda de “bluf” y al que reprocha su “investidura de ficción”

Mariano Rajoy ha desarrollado su discurso en un tono duro, sarcástico e irónico argumentando punto por punto los motivos por los que el PP votará ‘no’ a la investidura de Sánchez al que ha acusado de hacer “teatro”, de “perder el tiempo” y de presentar como único programa de gobierno una “contrarreforma de las medidas aprobadas a lo largo de la legislatura y que han hecho de España uno de los países más solventes a nivel económico”.

El segundo día del debate de investidura en el Congreso de los Diputados ha comenzado con la comparecencia del presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, quien ha acusado a candidato socialista Pedro Sánchez de llevar a cabo una investidura de ficción. “Se trata de una candidatura ficticia e irreal, porque no tiene los votos”, ha dicho.

Asimismo, Rajoy ha calificado el acuerdo alcanzado con Ciudadanos de “pacto de los Toros de Guisando” -aquél en el que se firmó que Isabel de Castilla fuera la heredera de su hermano Juan, quien acordó tal arreglo para evitarse problemas y se sintió luego engañado-, el cual cerró de forma repentina “con quien menos le complica la vida, y al que ya ha anunciado dará un “no” en la votación de esta noche.

“Ese gran pacto histórico que hasta los niños estudiarán en las escuelas”, ha ha ironizado Rajoy. Además, ha expresado que ese acuerdo se ha presentado de forma tan teatral y altisonante, “sin el menor sentido del ridículo”, que hacía pensar que se trataba de una página histórica “sólo comparable a los Toros de Guisando”.

El presidente en funciones también ha acusado al socialista de “negociar a dos bandas”, un hábil uso de los argumentos que ayer esgrimieron los diputados de Podemos, que ha hecho mucho daño dialéctico a la bancada socialista.

El popular le ha reprochado a Sánchez haber gastado un mes repartiendo promesas y esperanzas “con las manos vacías”, actuando como un “rigodón” que cada poco tiempo cambia de pareja y haciendo “teatro”.

“Me dijo que no quería saber nada de mí ni de mi partido”, ha expresado el popular, desmontando así el tono de “acuerdo, diálogo y mestizaje ideológico” que esgrimió en la tarde del martes Sánchez como argumentario para pedir el voto a los parlamentarios.

“No engañe al Rey ni a los españoles”

En este sentido, Rajoy ha señalado que le dijo al Rey que él no podía formar Gobierno porque “usted no quería”, en referencia a Sánchez. “No engañe a nadie, ni al Rey ni a esta Cámara ni al conjunto de los españoles”, ha añadido.

Rajoy ha vuelto a arremeter contra el candidato socialistas asegurando que: “Nos ha entretenido durante un mes para nada. Pero para lo que les ha cundido el trabajo, más les valdría no proclamarlo“. Asimismo el popular ha asegurado que lo que pretenden desde el PSOE es conceder al PP un papel de comparsa que no están dispuestos a aceptar porque: “No rebajaremos nuestra dignidad”.

“Detestamos el sectarismo”

A continuación, el presidente en funciones ha continuado desglosando los motivos por el que su voto será ‘no’, indicando que lo que ha hecho el aspirante durante este mes no ha sido otra cosa que “una tomadura de pelo” y ha añadido que: “Nosotros no usamos cordones sanitarios, no engañamos a la gente, ni venimos a la cámara para decir que nos voten para que otros no gobiernen porque detestamos el sectarismo”.

Para Mariano Rajoy el líder socialista sólo puede ofrecer “improvisaciones”, “poniendo y quitando cosas. A ver si aparece un socorro que le permita gobernar España”.

El líder popular ha recomendado a Sánchez que “no se note que le importa más sobrevivir que gobernar”.

Reivindicando su trabajo

Rajoy ha presumido de los buenos resultados económicos e interpeló al aspirante con varias preguntas: “¿Con qué autoridad puede usted hablar de déficit económico? ¿Quién nos garantiza que no van a volver ustedes a las andadas? Nos gustaría creerlo pero no podemos“.

El presidente en funciones, mirando al candidato socialista le ha lanzado: “Su trayectoria política no le avala, ha votado usted en contra de todas las medidas aprobadas y que han hecho de España uno de los países con una economía más fuerte” y ha aseverado que: “Comprendo que usted no tiene experiencia. Lo que pretende será devastador para muchos españoles. Derogar las reformas significa dejar a España como la dejaron ustedes, volver al desastre de 2011. Usted llama progreso al retroceso“.

Mariano Rajoy ha tachado de “vaporosas”  las medidas anunciadas por los socialistas y ha subrayado: “Especialmente las que usted calla. Crear empleo con estas condiciones es una pretensión imposible“.

Pero el presidente el funciones, hoy ‘líder de la oposición’ a la investidura del socialista Sánchez ha dejado lo más duro para el final. Suspirando un “bluf” ha leído cómo el diccionario de la Real Academia define este término: “bluf: montaje propagandistico para formar un indicio que luego se considera falso”.

El líder popular ha arrancado, entonces, una de las mayores ovaciones que le ha dedicado su grupo en los más de 12 años que lo lleva liderando en el Congreso de los Diputados. Su discurso, demoledor con el “inexperto” Sánchez ha insuflado ánimos entre los populares, verdaderamente enardecidos con la media hora de discurso de Rajoy.

 

 

Últimas noticias