Los arquitectos indignados con Carmena: el ayuntamiento manipula las oposiciones a técnico municipal

Los arquitectos indignados con Carmena: el ayuntamiento manipula las oposiciones a técnico municipal
La alcaldesa Carmena junto al concejal de urbanismo, José Manuel Calvo (Podemos). (Foto: Madrid)

Los arquitectos está muy molestos con el Ayuntamiento de Madrid porque está evitando el trámite habitual para la contratación de técnicos municipales de urbanismo.

Tal como denuncian desde Ciudadanos, el Consistorio de Manuela Carmena ha optado por cambiar las oposiciones habituales que se venían realizando hasta ahora por ‘oposición-concurso’ como proceso selectivo para el acceso a la función pública del Ayuntamiento.

Los arquitectos superiores, así como los ingenieros industriales, están muy cabreados y han escrito cartas al Ayuntamiento y a los grupos municipales de la oposición. «La opinión generada en nuestra profesión es que estamos muy en desacuerdo al considerar los concursos-oposición un sistema muy parcial e injusto«, relatan los afectados.

«En desacuerdo con un sistema injusto»

Lamentan que en otros sectores (informática, medio ambiente, bomberos, cocineros…) sí se hayan hecho oposiciones clásicas pero para ser técnico de urbanismo se hacen oposiciones-concurso. Tachan esta política de «agravio comparativo».

Desde Ciudadanos apoyan a estos afectados que piden que se resuelva el problema buscando que los próximos procesos selectivos del Ayuntamiento sean «tan justos como sea posible». Consideran que el procedimiento de oposición es más «tradicional y más garantista».

La edil de Ciudadanos Silva Saavedra señala a OKDIARIO que se trata de puestos clave ya de ellos dependen las licencias urbanísticas en las que están en juego millones de euros. Los técnicos municipales tienen que saberse en profundidad la normativa y evitar las presiones políticas. Sería el caso de las cooperativas de cientos de familias a las que el Ayuntamiento no da luz verde para completar los proyectos que tenían ya en marcha.

Son varias decenas de plazas que están en juego. Se trata de un episodio más en el que está en cuestión la política de contrataciones de la mayor Administración gobernada por Podemos y sus confluencias.

En sólo los dos años que Ahora Madrid lleva en el Palacio de Cibeles se ha contratado a más de 700 funcionarios por la vía de libre designación, es decir, a dedo y sin concurso público de por medio.

Hasta 520 funcionarios han sido promocionados en sus cargos de forma digital. Los otros 180 empleados ya pertenecían a otras administraciones pero han sido fichados por los distritos y áreas de Gobierno del Consistorio de la capital mediante “dedazo“.

Además, otros 500 están contratados en la empresa municipal de cultura y turismo Madrid Destino. El número máximo de personas contratadas según el presupuesto es de 420, por lo que hay 80 personas de más. Una empresa fruto de la fusión de otras tres por lo que ya hay muchas duplicidades en una plantilla ya muy hinchada. A esta cifra, también hay que añadir otros 54 empleados con contrato mercantil que han colocados en la emisora de radio ‘M21‘, gestionada por el propio Ayuntamiento.

En total, el Consistorio madrileño pagará este año 41.300 nóminas de empleados públicos, cuando en 2015, con Ana Botella al frente del Ayuntamiento, se mantuvo 38.800 sueldos.

Lo último en España

Últimas noticias