Su actitud le ha condenado al banquillo

El invisible Bale

Gareth Bale
La actitud de Bale lo ha condenado al banquillo (AFP)

Gareth Bale empieza a acostumbrarse al banquillo. El jugador galés no contó con un solo minuto en el encuentro en el que el Real Madrid se enfrentó al Bayern de Múnich en el Allianz Arena (1-2) en el primer pulso por el billete a Kiev. La actitud del 11 blanco no gusta nada a Zinedine Zidane y el futuro del de Cardiff pinta más fuera que dentro del conjunto madridista.

El delantero ha jugado en cinco partidos esta temporada en la Champions League. En tres de ellos ha sido titular, pero sólo uno corresponde a la fase final de la competición. Fue en el partido duelo la Juventus en el Santiago Bernabéu y el galés fue cambiado en el descanso.

La actitud del galés hacía tiempo que venía molestando en el Real Madrid, pero esa noche fue la gota que colmó el vaso. Bale no soporta no ser titular y sus caras le delatan. Zidane optó por sacarle del terreno de juego cuando el Madrid perdía 0-2 y se avecinaba susto en Europa. Al de Cardiff no le gustó nada la decisión técnica y se quedó en el vestuario el segundo tiempo en lugar de reunirse en el banquillo junto al resto de sus compañeros.

Ese gesto no le gustó nada a Zidane y ha terminado por condenarlo al banquillo. El ex del Tottenham se quedó fuera de la convocatoria en el siguiente partido de Liga ante el Málaga en la Rosaleda y fue suplente ante el Athletic Club de Bilbao. La noche del miércoles vio cómo Lucas Vázquez, Marco Asensio o Karim Benzema lo adelantaban y contaban con minutos en una cita importante. Él vivió los 90 minutos en el banquillo.

Su futuro pinta más fuera que dentro del Madrid

Pese a que la intención de Bale es quedarse en el Real Madrid, ni su actitud, ni su juego ni la confianza que hay en él hacen creer que el galés seguirá en la plantilla el próximo año. A día de hoy, su futuro pinta más fuera que dentro de Concha Espina.

Mucho tienen que cambiar las cosas y en especial la actitud de Bale para volver a reivindicarse y ser el jugador capaz de desbordar y generar peligro en cualquier momento, como demostró en el pasado.

Eduardo Inda, director de OKDIARIO, anunció el pasado lunes en El Chiringuito de Jugones, que Bale podría entrar en la operación por Hazard. El Chelsea estaría dispuesto a sentarse en la mesa para hablar del futuro del belga si también entra en la negociación el nombre del galés.

El Chelsea estaría dispuesto a hacer la operación de Hazard con el Real Madrid si entra Gareth Bale. Podría tener que dar dinero el Real Madrid o el Chelsea para cerrar la operación, pero han quedado claras las prioridades de las dos partes”, explicó Eduardo Inda.

El tiempo aprieta y a Gareth se le acaban las opciones de demostrar si se puede contar con él o si debe salir del Madrid. Por ahora, Lucas Vázquez, Marco Asensio o Karim Benzema le han ganado la partida. Bale, en este momento, es un jugador invisible.

Últimas noticias