¿Cómo localizar la Estrella Polar en el firmamento?

La estrella polar es una herramienta fundamental en la orientación

¿Cómo localizar la Estrella Polar en el firmamento?
¿Cómo localizar la Estrella Polar en el firmamento?

Actualmente todavía es la protagonista de múltiples canciones y durante mucho tiempo fue la obsesión de marineros y viajeros de todo el mundo pues cuando la tecnología todavía no estaba tan avanzada, esta sirvió como guía durante muchos años funcionando como la mejor de las brújulas. Mira cómo localizar la Estrella Polar en el firmamento.

Hoy en día, pese a que no necesitamos ubicarla para saber dónde nos encontramos o hacia dónde debemos ir en caso de desorientación, también es útil y curioso saber cómo ubicarla en el cielo nocturno.

Por ello, te explicamos como encontrarla en tan solo unos simples pasos y cómo usarla en tu beneficio para orientarte en caso de que te quedes sin cobertura en tu teléfono en medio del bosque ¡o simplemente para impresionar a alguien con un dato curioso! Si la Estrella Polar es un astro tan importante en el firmamento no es por casualidad ¡y a continuación descubrirás por qué!

¿Sabes por qué es tan importante?

La Estrella Polar es tan singular porque es la estrella más cercana al eje de la tierra en su prolongación Sur-Norte y es por ello que podemos usarla para ubicar el verdadero norte pero su importancia no termina aquí, y es que todas las estrellas excepto la Estrella Polar son circumpolares, es decir, todas giran alrededor del eje de la tierra teniendo su centro en la propia Estrella Polar tardando 24 horas en hacer un giro completo al igual que el Sol y el resto de planeta.

Las estrellas también giran de este a oeste y es por ello que cuando observamos por la noche esta estrella, podemos ver como todas las constelaciones van girando con el paso de las horas a su alrededor, manteniéndose la Estrella Polar siempre en su posición.

Gracias a eso, podemos saber siempre cual es el norte por lo que sabiendo este dato es más difícil perdernos por muy oscuro que esté. Aun así, esa no es la única virtud de la Estrella Polar, y es que otra de sus características notables ¡es su interesante altura!

Esta, en relación al observador (a nivel del mar) nos da la latitud en la que nos encontramos, así que también por eso es un interesante instrumento orientativo, pues sabiéndolo no tenemos más que medir con un sextante en grados el ángulo que forma este astro con la línea del horizonte para conocer con bastante exactitud la latitud en la que nos encontramos.

¿Cómo localizar la Estrella Polar en el firmamento?

La clave es la siguiente: Si el observador se encuentra en la línea del ecuador, la Estrella Polar estará situada en la línea del horizonte y si estamos observando en el Polo Norte, la Estrella Polar estará situada justo encima de nuestra cabeza. Por otro lado si desde el Polo Norte vamos bajando en latitud, ésta irá bajando también en altura.

Es efectivamente el poder conocer nuestra latitud lo que nos lleva a que sea la posición y no la orientación la que ha sido verdaderamente importante en la historia de la navegación hasta la aparición de los GPS. Para orientarse ya se hacía uso de la rosa de los vientos, brújula o compás y por supuesto del Sol que nos orientaba cardinalmente, pero la Estrella Polar siempre ha sido sin duda un instrumento de lo más fiable que ha ayudado a innumerables personas perdidas a sentirse más seguras de su rumbo.

Aun así, encontrar la Estrella Polar no es tan sencillo como alzar la cabeza, y es que debemos saber algunas indicaciones para no equivocarnos al tratar de ubicarnos.

¿Cómo encontrarla entre todas las demás estrellas?

Lo imprescindible que debemos saber es que se encuentra en la constelación de la Osa Menor. Las siete estrellas con las que dibujamos el pequeño oso conforman la Osa Menor y de entre todas ellas, la Estrella Polar se encuentra en la cola siendo la más brillante de las siete (en comparación con las demás que son bastante débiles).

Con muy poca luz de la Luna o alumbrado de ciudad la mayoría de las estrellas de la Osa Menor se torna invisible a nuestros ojos, pero esta estrella siempre suele permanecer brillante si no es que nos encontramos en una situación de extrema polución en el ambiente o de un cielo muy nublado.

Tanto la Osa Mayor como la Osa Menor tienen forma de cazo o carro, siendo de mayor tamaño y más fácil de localizar la Osa Mayor, aunque la Menor seguro que la encontrarás por la particular luz que desprende esta estrella protagonista tan importante en el firmamento.

Por lo que hemos explicado, la mejor manera de encontrarla es usar como referencia un par de estrellas dentro de la constelación de la Osa Mayor (también conocida como El Carro). Primero debes localizar su asterismo «Big Dipper», que es visible durante todo el año en el hemisferio del norte y luego las estrellas Dubhe y Merak, que forman la parte trasera del dibujo de El Carro. Traza una línea entre estas dos estrellas ¡y extiéndela unas cinco veces para toparte inequívocamente con la Estrella Polar!

Tras hacer el ejercicio de encontrarla unas cinco veces en distintas ocasiones, verás que empiezas a cogerle el truco a ubicarla ¡y que cada vez te resulta más sencillo!

Lo último en Curiosidades y noticias increíbles

Últimas noticias