Un descubrimiento arqueológico que ha despertado la curiosidad del mundo

Descubren un "ciborg" medieval con una prótesis en forma de cuchilla

prótesis
Un hallazgo con más de quince siglos de antigüedad

El avance de las nuevas tecnologías ha permitido que podamos disfrutar de avances tan impresionantes como los de la actualidad. Chips para mejorar la memoria, nanobots que identifican tumores, lentillas para medir los niveles de insulina... Existe un gran número de estudios que demuestran que la tecnología es el punto que le faltaba a la medicina para conseguir la perfección. Sin embargo, no todas las épocas fue así. En la Antigüedad, los médicos tenían que apañarse con lo que tenían. Es el caso de un curioso esqueleto encontrado en Italia cuya mano fue sustituida por una prótesis en forma de cuchilla. Increíble ¿verdad?

El guerrero de la prótesis de batalla

prótesis
Muelas del guerrero lombardo

Un grupo internacional de arqueólogos ha descubierto lo que se ha convertido en un fenómeno viral durante las últimas semanas. El yacimiento de Longobard, localizado al norte de Italia, es el lugar exacto en el que aparecieron los restos humanos de una especie de "ciborg" medieval. Es decir, un hombre en el que la mano estaba sustituida por una enorme cuchilla de metal. Según los investigadores, estos restos tienen una antigüedad datada en el siglo VIII d.C, y pertenecieron a un hombre lombardo de unos cincuenta años de edad.

Los arqueólogos quedaron realmente sorprendidos cuando, al desenterrar y examinar el cuerpo, encontraron muestras de una amputación en el brazo izquierdo. Un corte que había sustituido su estructura ósea por una prótesis en forma de cuchilla. Asimismo, los investigadores han descubierto que las muelas del lado izquierdo de su boca estaban más desgastadas, algo que se relaciona directamente con el acto de apretar continuamente las correas de la prótesis. Sin olvidarnos de un desgaste fuera de lo normal en el hombro izquierdo causado por el sobre peso y la dificultad de manejar esa enorme cuchilla.

Los lombardos siempre han definido como uno de los pueblos más guerreros de la antigüedad. Una población que basaba su forma de vida en la guerra. Por lo tanto, los arqueólogos piensan que este hombre era un soldado que utilizaba esta curiosa prótesis en combate.

Lo último en Ciencia