Conselleria de Asuntos Sociales

La Unidad Terapéutica de Abuso Sexual Infantil (Utasi) atiende cerca de 700 casos desde 2009 en Baleares

La consellera de Asuntos Sociales y Deportes, Fina Santiago, durante una intervención en el Parlament
La consellera de Asuntos Sociales y Deportes, Fina Santiago, durante una intervención en el Parlament
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

La Unidad Terapéutica de Abuso Sexual Infantil (Utasi) de Baleares ha atendido cerca de 700 casos desde desde su puesta en marcha en 2009.  Según ha recordado la Conselleria de Asuntos Sociales y Deportes este lunes en nota de prensa recogida por Europa Press, el Govern desarrolló hace 13 años este servicio específico para atender a menores víctimas de abuso sexual infantil cuando las familias son protectoras, «ante el vacío asistencial existente».

Concretamente, desde su creación se ha atendido un total de 681 casos. Hasta ese momento, la atención se limitaba a aquellos casos de familias y progenitores no protectores en el que los menores pasaban a ser tutelados por los consells insulares y estas instituciones actuaban terapéuticamente sobre ellos.

El Govern saca pecho de estas cifras sin mencionar en ningún momento a uno de los mayores escándalos ocurridos en Baleares, como es el caso de las menores tuteladas por el Consell de Mallorca, órgano presidido por la socialista Catalina Cladera. Cabe recordar que varias de estas niñas desatendidas por parte de la institución insular, se escaparon de los centros de acogida y se conoce que fueron abusadas sexualmente.

Por otro lado, un estudio de la ONG Save the Children en 2017, han resaltado desde el Govern, ponía en valor este servicio, siendo Baleares una de las pocas comunidades que contaba con recursos especializados públicos para atender a menores y adolescentes víctimas de abusos sexuales con familias protectoras.

Así, la Utasi se puso en marcha con dos psicólogas y a día de hoy cuenta ya con hasta cinco profesionales. Los casos vienen derivados de los consells, que llevan a cabo la valoración del caso, o por el sistema judicial, con una valoración de la familia protectora.

Según ha explicado una de las psicólogas terapéuticas de la Utasi, Carmen Ruiz, con los más pequeños se trabaja más desde la prevención, con juegos, mientras que para tratar a los adolescentes se incentiva más la parte cognitiva, «porque ellos entienden mejor qué ha pasado».

En este punto, ha indicado que se trabaja en cuatro áreas de la personalidad, como son la cognitiva, la emocional -«porque estos niños tienen sensación de culpa, de mucha rabia o mucha tristeza por lo que ha pasado»-, la física y la conductual, «porque cuando hay una situación traumática quedan afectadas estas áreas».

Además de las cinco psicólogas, la Conselleria de Asuntos Sociales y Deportes ha indica que este año se ha puesto en marcha una bolsa de trabajo de psicólogos para aquellos menores que requieren de una menor intervención terapéutica y así dar salida a las necesidades.

«Cada caso que entra en Utasi es totalmente único, con su situación, sus características, de cuando y cómo ha pasado, qué familia y red tienen estos menores, y no podemos trabajar con los menores si la familia no está implicada en toda esta terapia», ha añadido la profesional Ruiz.

Por su parte, una joven víctima de abuso sexual ha resaltado que hacer la terapia le ha ayudado a cambiar su vida, porque «aporta mucha tranquilidad».

«Llegué con mucha ansiedad, mucho miedo y muy reacia a todo lo que sería la terapia; he bloqueado todo el recuerdo y el suceso durante muchísimos años, y hasta entonces no lo había exteriorizado ni hablado, y cuando empecé la terapia fue una liberación muy grande», ha valorado.

Por su parte, la consellera de Asuntos Sociales y Deportes, Fina Santiago, ha subrayado la «necesidad» de este tipo de unidades de tratamiento terapéutico tan especializado, ya que «si no se trata a estas niñas y menores abusados, su sexualidad futura puede estar absolutamente impregnada por este hecho y para tener personas felices es necesario invertir en estos servicios».

Lo último en OkBaleares

Últimas noticias