Ley de Educación

El Parlament de Baleares da el primer paso para imponer el 100% de la enseñanza en catalán

El Parlament balear durante la votación sobre la Ley de Educación.
El Parlament balear durante la votación sobre la Ley de Educación.
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

El pleno del Parlament ha rechazado, este martes, la enmienda a la totalidad presentada por Vox al proyecto de Ley de Educación de Baleares presentado por el Govern de izquierdas que forman PSOE, Més y Podemos y que preside la socialista Francina Armengol. De esta forma la Cámara balear da el primer paso para aprobar la ley que impone la enseñanza  en catalán y lo ha hecho con el consentimiento del PP y Ciudadanos que han optado por abstenerse. Esta ley permite que el 100% de las materias se impartan en catalán.

El PSOE, Unidas Podemos y el partido regionalista el PI han votado en contra de Vox. Los soberanistas de Més per Mallorca no han participado en la votación. En sus tres sillas vacías, los diputados soberanistas han dejado tres camisetas verde en apoyo a la comunidad educativa.

Vox pedía con su enmienda la retirada del texto presentado por la Conselleria de Educación que ahora impone por ley la inmersión lingüística en catalán. Tras el rechazo de su enmienda, Vox  ha confirmado que elevará un recurso al Tribunal Constitucional contra la ley «impulsada por el Ejecutivo de la socialista Armengol junto a sus socios de Podemos y los separatistas de Més per Mallorca, que cuenta también con el beneplácito del PI», según ha declarado el líder de Vox en Baleares, Jorge Campos.

Campos ha lamentado que las posibles enmiendas parciales que presenten PP y Cs no servirán para cambiar un texto que ha considerado impone por ley lo que ya es un hecho desde hace 30 años —la inmersión lingüística en catalán— y «blinda el fracaso de un sistema educativo y la condena a la
mediocridad de las futuras generaciones».

Campos ha dicho a PP y Cs que «ante una ley que es una barbaridad no caben enmiendas parciales, lo que hay que hacer es una enmienda de supresión. Aquí estamos para defender a los niños, esta ley es perjudicial para ellos (…) Aunque seamos los únicos, haremos todo lo posible para parar esta ley. Iremos al Constitucional y cuando tengamos responsabilidad de gobierno la derogaremos».

Como ha ido publicando OKBALEARES, la Ley de Educación de Baleares contradice diversas sentencias judiciales que se han producido en Cataluña por dejar el español como residual y practicar la inmersión lingüística en catalán. También es contraria a la doctrina del Tribunal Constitucional.

«Este hecho demuestra por parte de la oposición el interés para llegar a un consenso de mínimos para dar estabilidad a la comunidad educativa y un sistema que debe ser equitativo y de calidad», ha expresado March, quien ha destacado el pacto social en torno a la educación: «Debemos encontrar la posibilidad desde los partidos políticos de dar un mensaje positivo de acuerdo porque es necesario para la comunidad educativo».

Así, el conseller ha afirmado que la enmienda de Vox supone «un rechazo al modelo constitucional del Estado de las Autonomías, un desprecio al trabajo realizado por la comunidades autónomas de todos los colores políticos y a toda la comunidad educativa y demuestra un desconocimiento de la realidad educativa de Baleares y del Estado».

Lo último en OkBaleares

Últimas noticias